El Puerto aprueba la primera fase del proyecto del Acuario de las Delicias

  • Con una inversión de once millones de euros y una afluencia estimada de 600.000 visitantes, el proyecto del Acuario de Sevilla reconstruirá ecosistemas vivos.

Comentarios 8

El consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Sevilla ha aprobado la primera fase del proyecto del Acuario del Muelle de las Delicias, después de que la empresa adjudicataria, Aliart Ingeniería, solicitara recientemente al Puerto una concesión administrativa de ocupación de terrenos.

Según ha expuesto el presidente de la Autoridad Portuaria sevillana, Manuel Fernández, se ha aprobado la caducidad de la concesión anterior, de ámbito completo, así como otorgar la posibilidad de iniciar las obras en un tercio de la superficie, con el compromiso de recubrimiento y protección del conjunto del edificio.

"El problema no era de licencias, sino de financiación, y creo que ahora sí se podría hacer de forma rápida tras la redimensión", ha añadido el presidente del Puerto de Sevilla, al que la sociedad mercantil Acuario del Descubrimiento solicitó a principios de noviembre una concesión administrativa para ocupar una parcela y diversas instalaciones en una superficie de 2.354 metros cuadrados en la margen izquierda del Canal de Alfonso XIII en el Muelle de las Delicias

La primera fase de las obras, así, incluye la reproducción de la marisma del río Guadalquivir, en la que se incluye una descripción del tramo medio del río y la vega, analizando el protagonismo sevillano en la Historia del Descubrimiento; además de una reproducción exterior transitable de la marismas de Doñana, con menciones sobre su historia y gestión; y del entorno submarino de los arenales móviles de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) que dan paso al océano y fin del tramo fluvial.

También incluye biomas, con una inmersión en el ecosistema, exploración a distintas escalas, observación asistida, interpretación física y ecológica, flora y fauna, además de conservación y futuro.

En este ambiente se representará la desembocadura del Guadalquivir, desde Sevilla hasta las marismas de Doñana y los arenales de Sanlúcar de Barrameda; el tramo medio, con la fauna característica de los ambientes de ribera del Guadalquivir en acuaterrarios de detalle; el bosque de ribera, con especies vegetales propias de este hábitat en recesión, como olmos, álamos, alisos y fresnos, y la ampliación del hábitat para nutrias; o las marismas de Doñana, en reproducción exterior a gran escala con vegetación natural autóctona y balsas de agua en equilibrio dinámico. 

Asimismo, se incluye el monográfico La Noche, sobre la vida nocturna en Doñana donde se observarán los animales nocturnos; y Arenales de Sanlúcar, con sus sistemas de bancos móviles y praderas de fanerógamas marinas.  Con una inversión de once millones de euros y una afluencia estimada de 600.000 visitantes anuales, el proyecto completo del nuevo Acuario de Sevilla reconstruirá ecosistemas vivos, con mamíferos, peces, reptiles e invertebrados en un tratamiento museográfico moderno y con una completa oferta de juegos y actividades.

Además, recreará tres áreas, el Guadalquivir, el Atlántico y el Caribe, con una temática expositiva incluye además de los Biomas, recreación completa, plantas y animales, de los ecosistemas tanto marinos como terrestres, El Viaje del Descubrimiento, La carrera de Indias y la América Precolombina

La iniciativa ha pasado por un proceloso proceso administrativo desde que las obras quedaran paralizadas por la falta de liquidez de la anterior promotora, Acuario Nuevo Mundo, lo que obligó al Puerto a rescatar la concesión, que ahora se encuentra en manos de Acuario del Descubrimiento. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios