Sevilla se hermanará con Nueva York

  • Zoido pedirá al Puerto la cesión de uso del Muelle de las Delicias para la creación de un gran paseo que una los embarcaderos · La visita del alcalde neoyorquino a Sevilla, para respaldar la iniciativa, está prevista para 2013

Comentarios 15

El gobierno de Juan Ignacio Zoido prepara un acto de hermanamiento de Sevilla con la ciudad de Nueva York que suponga el sello a las obras de reurbanización del muelle que lleva el nombre de la ciudad norteamericana y que funcione al mismo tiempo como impulso definitivo a una serie de mejoras en la potenciación del río con fines turísticos.

A pesar de que la reurbanización del muelle se inició con Alfredo Sánchez Monteseirín en la Alcaldía, Zoido pretende demostrar que es el primer alcalde de la ciudad que se toma en serio el aprovechamiento de los recursos del Guadalquivir a su paso por el casco urbano, habida cuenta de que siempre se ha achacado a todos los gobiernos que el río es la gran asignatura pendiente de la ciudad y que sólo es referido en periodos electorales con proyectos que, en algunos casos, han tenido hasta un cariz cómico, como la creación de una playa artificial.

El acto de hermanamiento tendrá un indudable enganche histórico, en recuerdo de la gran línea comercial naviera con sede en Sevilla que comunicaba ambas ciudades (la recordada compañía Ybarra, con domicilio en la capital andaluza desde 1860), cuyos itinerarios y horarios de salida se pueden contemplar aún en el gran azulejo que hay a la entrada del histórico inmueble de la empresa en la avenida de Menéndez Pelayo.

El propio alcalde evocó ayer en su perfil de la red social Twitter la réplica de la Giralda que se podía admirar en Manhattan hasta 1925. Los viajeros que salían de Sevilla tenían como última imagen la torre almohade y, una vez que llegaban al puerto de Nueva York, oteaban la réplica. Dentro de un mismo ambicioso proyecto, el gobierno de Zoido realiza también las gestiones oportunas para que el muelle de las Delicias sea cedido a la ciudad por parte del Puerto.

De hecho, voces autorizadas como el arquitecto Antonio Barrionuevo, que ha dirigido la reurbanización del Muelle de Nueva York dentro del Plan Turístico Junta-Ayuntamiento (cuyo próximo objetivo es el Paseo del Marqués de Contadero), han hecho pública su inquietud por que el Paseo del Cristina y este muelle constituyan una unidad, un deseo que choca con que el muelle de las Delicias está aislado por una verja y con escasos equipamientos (dos restaurantes) y el fracasado proyecto del acuario.

La apuesta de Zoido pasaría por la integración absoluta del muelle de las Delicias en el uso libre por parte del público, sin vallas con horario de apertura y cierre ni otros impedimentos o dificultades de acceso o tránsito, y la creación de esta manera de un gran paseo turístico de acuerdo con la potenciación del turismo de cruceros por la que ha apostado el PP desde el inicio de su mandato, reforzando las relaciones comerciales con las grandes empresas cruceristas.

Por este motivo, la visita del alcalde de Nueva York a Sevilla, prevista en 2013 y que se gestiona a través de los conductos diplomáticos correspondientes, es concebida como el impulso a la gran apuesta del alcalde por el río y a la difusión internacional del nombre de Sevilla.

El Muelle de Nueva York, con un espacio de 800 metros cuadrados, está pendiente de una segunda fase que concluirá, según lo previsto, en primavera y costará unos 400.000 euros. Las obras comenzaron a finales de 2010, en la etapa del gobierno de coalición de PSOE-IU, y tenían un plazo de ejecución de cinco meses, pero la reurbanización concluirá con más de dos años de retraso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios