Los impagos de la Junta dejan sin luz al Conservatorio Cristóbal de Morales

  • La deuda podría rozar los 20.000 euros. Educación asegura que el corte se debe a un desacuerdo con Endesa sobre las facturas.

Cuatro horas sin luz. Así permaneció ayer la comunidad educativa del Conservatorio Profesional de Música Cristóbal de Morales al que Sevillana Endesa cortó el suministro eléctrico ante los impagos que acumula por parte de la Junta de Andalucía, titular de este centro situado en la calle Jesús del Gran Poder y en el que actualmente hay matriculados 1.260 alumnos.

La interrupción no fue por sorpresa. Fuentes del conservatorio señalaron a este periódico que la compañía eléctrica había avisado ya que procedería al corte del suministro si no se le abonaba la deuda pendiente. El primer aviso tuvo lugar en agosto, después en diciembre y por último, en marzo. La amenaza se ejecutó ayer, cuando a la una de la tarde varios técnicos de Sevillana Endesa -según indican las citadas fuentes- procedieron a dejar sin luz el conservatorio, que no volvió a tener electricidad hasta las cinco.

La deuda que acumula el Ente de Infraestructuras y Servicios Educativos (ISE), órgano dependiente de la Consejería de Educación y máximo responsable del edificio, ronda los 20.000 euros, según afirmaron las fuentes con las que se puso en contacto este diario, lo que equivaldría a seis mensualidades que todavía no se han abonado.

Estas fuentes indican que la dirección del Cristóbal de Morales se puso de inmediato en contacto con la Delegación provincial de Educación, "que, al parecer, habría llegado a un principio de acuerdo con la compañía eléctrica para saldar la deuda", lo que propició que se recobrara el suministro a las cinco de la tarde.

Pese a las cuatro horas sin electricidad, la interrupción sólo afectó a un centenar de alumnos que tendrían que haber entrado en clase a las 16:00 y no pudieron hacerlo hasta una hora más tarde. Por su parte, fuentes de la Delegación de Educación aclararon que la interrupción se debe a un "desacuerdo" con la compañía sobre la facturación, "ya que se produce un consumo excesivo", por lo que ayer se sentaron ambas partes para darle solución a este problema.

Para la comunidad educativa del Cristóbal de Morales los problemas no acaban aquí, ya que no saben si el acuerdo alcanzado con Educación sólo será temporal o se abonará el débito pendiente con el fin de que no se produzcan más cortes eléctricos como el de ayer. Lo cierto es que la Junta no sólo no ha pagado aún la factura de la luz a este centro, sino que todavía tiene que abonarle otros gastos de mantenimiento, como los de papelería, material, agua y gas.

Esta situación no es distinta a la que han sufrido la mayoría de los colegios e institutos en la provincia de Sevilla, con los que la Administración educativa se ha puesto al corriente de este desembolso a finales del segundo trimestre del curso.

Precisamente ayer el presidente de la Asociación de Directores de Instituto de Andalucía (Adian), Juan Luis Belizón, confirmaba a Europa Press que ya no existen problemas por dicha demora, debido a que desde que comenzó el nuevo año se ha procedido a ingresar el dinero por este concepto, por lo que "el cien por cien de los centros tienen ya sus partes correspondientes".

La situación a la que se enfrentaron los equipos directivos fue tal que en muchos institutos (donde la totalidad de los gastos corresponde a la Junta) se vieron obligados a recurrir a la ayuda de los padres.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios