Un peligro para los motoristas

  • Los dos accidentes mortales ocurridos a principios de mes reavivan el debate sobre la necesidad de mejorar la pintura y el asfalto en las calles de Sevilla.

Comentarios 2

Los dos últimos accidentes con víctimas mortales ocurridos a principios de junio han vuelto a reavivar el debate sobre la seguridad vial en una ciudad que ya suma cuatro motoristas fallecidos en lo que va de año. Se ha igualado ya, en poco más de cinco meses, la cifra de muertos de todo el ejercicio pasado. El Ayuntamiento anunció a principios de año, tras dos muertes ocurridas el mismo día, el 3 de febrero, que pondría en marcha una batería de medidas para hacer de Sevilla una ciudad más segura. Sin embargo, los moteros se quejan de que en la práctica no se están aplicando soluciones sino simples parches que poco ayudan a reducir la siniestralidad.

En descargo del Consistorio hay que apuntar que los dos últimos accidentes se han debido a imprudencias o maniobras antirreglamentarias. En el caso del siniestro del 2 de junio en Santa Clara, el piloto de la moto se saltó una señal de stop y fue arrollado por un turismo que circulaba correctamente. El motorista no tenía carné ni, por tanto, tampoco llevaba el seguro obligatorio. La chica que iba de paquete, de 19 años, falleció unos días después en el Hospital Virgen del Rocío. El último accidente mortal, ocurrido el 9 de junio en laRonda del Tamarguillo, se produjo por una maniobra irregular del conductor de un turismo, que quedó detenido después del choque como presunto autor de un homicidio imprudente.

Que ambas colisiones se debieran a fallos humanos o imprudencias no quita para que el estado del firme y la pintura de la mayoría de las grandes avenidas de la ciudad necesiten una profunda reforma. La plataforma motera para la seguridad vial ha denunciado en varias ocasiones la escasa calidad de la pintura con la que están hechas las señales horizontales. "Sólo hay que echar un poco de agua sobre una de ellas y pasar un zapato con suela de plástico por encima. Cualquiera puede hacerlo y verá cómo resbala", explicó a este periódico uno de los responsables de la plataforma, Eduardo Caparrós. "La pintura que se utiliza en Sevilla no cumple con la normativa europea. Para ello tendría que ser una pintura a la que se añadieran áridos y ésta es una pintura acrílica normal. Cada vez que llueve, los motoristas nos jugamos la vida. El Ayuntamiento promete cosas, pero lo hace sólo cada vez que hay algún muerto", se lamenta este representante de los usuarios de las motos, que también denuncia que ni siquiera hay pintura antideslizante en las líneas de división de los carriles.

Para los moteros, la gestión del Ayuntamiento para mejorar la seguridad vial es más que deficiente. "Lo único que han hecho en algunos pasos de peatones es cubrir con arena y alquitrán la franja intermedia, pero luego queda la pintura normal a los lados". Así puede verse en el paso de peatones que está en la avenida de Pablo Iglesias, que conecta el gimnasio Sato con la estación de Santa Justa y que se muestra en la fotografía que ilustra esta doble página. "Tampoco se han tomado otras medidas que prometieron, como lo de prohibir algunos giros muy peligrosos. Hablo por ejemplo del de la avenida de la Buhaira".

El cruce de esta vía con Eduardo Dato es uno de los más peligrosos de Sevilla. Allí murió, en enero de 2014, un motorista que fue arrollado por un coche que se saltó el semáforo cuando giraba desde Eduardo Dato a la izquierda. Es el mismo tipo de giro que hay desde María Auxiliadora hacia José Laguillo, donde en diciembre de 2013 murió el policía local Sergio Rodríguez-Prat en un accidente similar. También es un giro muy parecido el que se hace desde la avenida de Luis Montoto, viniendo desde el centro comercial Los Arcos, hacia la de la Cruz del Campo. Este cruce es el punto más peligroso de la ciudad en los últimos años. Tres personas han perdido la vida ahí en sendos accidentes, uno de ellos ocurrido en agosto de 2015, que se saldó con dos jóvenes muertos, y otro en febrero de 2016. El Ayuntamiento ha prohibido ya este giro.

Además de la pintura deslizante y los cruces peligrosos, los motoristas se quejan también de la enorme cantidad de baches que hay en la ciudad. Casi todas las tapas de las alcantarillas tampoco están al nivel del asfalto y siempre hay un rebaje, lo que supone un peligro para los que circulan en moto.

El Ayuntamiento alega que acaba de iniciar un plan de actuaciones para reforzar la seguridad vial de las motos y ciclomotores, que contempla un paquete de medidas cuyos resultados se notarán más a largo plazo. El plan, que arrancó en mayo, recoge el uso de una nueva pintura especial con árido antideslizante. Tras las pruebas realizadas desde finales de 2015 para sustituir la pintura que se venía usando anteriormente, desde mayo se está empleando en todas las intervenciones en la vía pública un nuevo modelo de pintura antideslizante que mejora la adherencia en el pavimento mojado. Esta pintura se está colocando no sólo en los pasos de peatones, sino en todas las señales horizontales, como flechas, símbolos o líneas de separación de carril.

El área de Movilidad también está eliminando la pintura central de los pasos de peatones. Ya se ha intervenido en 26 puntos. Esta es la medida que los motoristas consideran que no es suficiente para eliminar el riesgo porque en los extremos sigue habiendo pintura blanca deslizante.

En aquellos casos en los que la pintura no tiene un grosor excesivo, el Consistorio está procediendo al borrado de la zona central de los pasos de peatones mediante el empleo de pintura negra mate, que incorpora un árido altamente antideslizante. Esta medida ya está en marcha en cinco pasos de peatones del Paseo de las Delicias, cuatro de Pablo Iglesias, tres de Palos de la Frontera, dos de Pablo Picasso, dos de Tharsis, uno de Concejal Francisco Ballesteros y otro de La Rábida.

En aquellos casos en los que la pintura existente ha adquirido cierto grosor y la situación del asfalto lo permite, se está procediendo al fresado de la zona central y su repintado posterior con pintura negra, como se ha hecho en cuatro pasos de peatones de la avenida de Torneo. En las zonas en las que el grosor de la pintura ha adquirido un espesor considerable, con el consecuente riesgo de deslizamiento, y el estado del pavimento no permite llevar a cabo un fresado superficial, se procede al fresado y reasfaltado completo. Esta medida se ha puesto en práctica en los pasos de peatones de las calles Reyes Católicos, Marqués de Paradas y Julio César.

A esto se le une la creación de zonas exclusivas para motos en aquellos cruces semafóricos que son nuevos o se han repintado, como ocurre en la avenida de Pablo Iglesias o en los pasos reformados por el nuevo giro habilitado en Torneo hacia la calle Baños. Además, las medidas se completan con la potenciación del número de aparcamientos reservados para motos y con su señalización en zonas peatonales cuando no es posible habilitarlos en la calzada. Destacan intervenciones de este tipo en el lateral de Torneo junto a San Laureano y en el edificio administrativo de la avenida de Kansas City.

Por último, el Ayuntamiento ha puesto en marcha un plan de supresión de los giros a la izquierda en ámbar en distintos puntos. Por el momento el único que se ha eliminado es de la avenida de Luis Montoto hacia la Cruz del Campo, el punto con más víctimas mortales en los últimos años. El Consistorio tiene previsto iniciar próximas campañas de repintado con medidas en materia de seguridad vial para las motos en diferentes zonas. Los barrios de Los Remedios, San Pablo, Santa Justa y Sevilla Este serán los próximos en los que se irá sustituyendo la pintura actual por otra antideslizante.

Apuntes

Puntos negros

El Consistorio y la Universidad de Sevilla elaborarán un estudio de puntos negros de la ciudad para poder actuar sobre ellos y mejorar la seguridad

Imprudencias

Los dos últimos accidentes con víctimas mortales se han debido

a imprudencias o maniobras irregulares, bien del motorista o del conductor de un turismo

Resbaladizo

La pintura es muy deslizante cada vez que llueve, no sólo en los pasos de peatones, sino también en todas las líneas de división de carril y otras señales

Heridos

Los motoristas heridos en accidentes de tráfico se han duplicado en cinco años en Sevilla, donde se registra una media diaria de tres lesionados

Baches

Otro gran problema es el estado del firme, que está lleno de baches prácticamente en toda la ciudad. Las tapas de alcantarilla siempre están rebajadas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios