Power Balance se queda al borde de la bancarrota

  • La empresa que fabrica las pulseras tendrá que asumir un total de 42 millones de euros en indemnizaciones a clientes por publicidad engañosa.

Comentarios 23

La empresa fabricante de las pulserasPower Balance se encuentra al borde de la bancarrota a raíz de una demanda civil presentada por varios clientes en EEUU cuyo desenlace impone a la compañía asumir el pago de indemnizaciones por importe de 42,5 millones de euros por publicidad engañosa, según informa el portal TMZ.

"Fuentes con conocimiento directo de la situación indicaron que la compañía ha alcanzado un acuerdo valorado en42,5 millones de euros para compensar a aquellos clientes engañados", indica el portal, que informa de que el fabricante de la pulsera "se delarará en bancarrota". 

Varios clientes presentaron el pasado mes de enero una demanda civil en EEUU en la que alegaban que haber sido embaucados por las presuntas propiedades beneficiosas para la salud y el rendimiento físico de las pulseras Power Balance, algo de lo que finalmente la propia empresa nunca proporcionó evidencias contrastables.

La Junta de Andalucía multó hace un año con15.000 euros a la empresa fabricante de las pulseras Power Balance por "una falta grave de publicidad engañosa", pero permitió que el producto siguiera en el mercado. La organización Facua-Consumidores en Acción criticó entonces la "permisividad" del Gobierno andaluz a un "fraude millonario" y su "muestra de desinterés por la salud y la protección de los consumidores", por lo que recurrió la resolución.

Por otro lado, la empresa llegó a admitir en Australia en diciembre del año pasado que las pulseras erán un timo y que devolverían el dinero pagado a los clientes por el producto milagro: "Hemos asegurado en nuestra publicidad que las pulseras Power Balance mejoran la fuerza, el equilibrio y la flexibilidad. Admitimos que no hay pruebas científicas creíbles que apoyen nuestras afirmaciones y, por tanto, hemos incurrido en conducta engañosa en contra de la sección 52 de la Ley de Prácticas Comerciales de 1974", reconoció la compañía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios