'Time' nombra persona del año al 'manifestante'

  • La revista reconoce el papel de los protagonistas de revueltas como las de la primavera árabe o los movimientos 15-M y 'ocupa Wall Street'.

La revista Time ha nombrado persona del año 2011 al manifestante, en alusión a la importancia de las protestas de la primavera árabe en Oriente Próximo y los movimientos de indignados en Europa y Estados Unidos. La portada de la popular publicación muestra a un joven con la cara cubierta y recuerda que las protestas de estos manifestantes están "remodelando la política global y redefiniendo el poder popular".

La elección de este año responde a la importancia de los movimientos de protestas en países como Túnez, Egipto o Libia, que, con un inicio pacífico y civil, han servido para derrocar regímenes dictatoriales asentados durante décadas en esos países. Asimismo, la revista recuerda los movimientos que se han alzado en países democráticos, en ciudades como Madrid, Nueva York, Atenas o Londres en busca de cambios económicos y políticos, en un época de crisis.

Un editor de la revista recordó que este ha sido el año en que "el hombre común se ha levantado" y ha impulsado cambio de una manera "profundamente nueva". El periodista aseguró que aún esos manifestantes siguen cambiando la manera en que pensamos en movimientos como los de ocupa Wall Street en Estados Unidos o las recientes protestas contra el primer ministro ruso, Vladimir Putin, en Moscú.

Time también consideró para el título de persona del año al almirante William H. McRaven, que organizó el ataque encubierto de un equipo de las fuerzas especiales sobre Pakistán que acabó con la vida del líder de Al Qaeda, Osama ben Laden. También tuvo en cuenta al artista chino Ai Wei Wei, muy crítico con el régimen de Pekín y que este año fue detenido e incomunicado por las autoridades chinas durante dos meses y medio. El pasado año, la persona del año, un título que la revista Time otorga desde hace 84 años, fue el fundador de la red social Facebook Mark Zuckerberg.

Españoles en los perfiles del especial

La revista Time menciona a varios indignados españoles en los perfiles que ha elaborado para su edición especial sobre la persona del año. "Eramos apenas trescientas personas pero supe de inmediato que algo iba a pasar", recuerda Carmen Rodríguez, una orensana de 30 años, en el perfil que la publicación estadounidense le dedica, al hablar sobre las primeras protestas en la madrileña Puerta del Sol que terminaron transformándose en el Movimiento 15-M. Rodríguez lamenta que desde determinados sectores se etiquete a los indignados como "antisistema", cuando en realidad consideró que es el sistema el que va contra las personas. "Realmente no entiendo por qué no está todo el mundo protestando en la calle", añade la joven, que dice que dedica una media diaria de seis horas al movimiento.

Time también recoge el testimonio de Olmo Gálvez, que recuerda su primera concentración con otros indignados en la Puerta del Sol: "Mi plan era pasar por ahí y tuitear lo que estaba ocurriendo", dice el joven, de 31 años, quien celebra que Madrid se convirtiera en uno de los referentes del movimiento ocupa Wall Street. "Era maravilloso ver a la gente convertirse en protagonistas de su propio destino y romper con la pasividad", añade Gálvez, quien parafrasea a Gandhi para hablar de los motivos del éxito de los "indignados" y resume que a pesar de "algunas decepciones" el movimiento sigue más fuerte que nunca.

A Romero y Gálvez se les une otro indignado español, Jon Aguirre Such, portavoz de Democracia Real Ya!, que explicó que "se necesitaba que alguien diera a conocer nuestros argumentos claramente y demostrara los prejuicios de los otros, y yo sabía que podía hacerlo". El cuarto indignado español mencionado por esa publicación es Ricardo Gómez, que señaló que "después de ver lo que ocurrió en los países árabes, uno tenía que preguntarse ¿por qué aquí no?". Stephane Grueso, a quien la revista define como "cronista tuitero" y ahora está realizando un documental sobre el movimiento del 15-M, aparece también entre los indignados españoles.

Además de ellos, la publicación recoge los perfiles de otros indignados de lugares como Oakland (California) o Nueva York, en EEUU, así como El Cairo, Atenas, México DF y Túnez, poniendo rostro al "manifestante" que está "remodelando la política global y redefiniendo el poder popular".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios