Vivir

Entre los hilos de la memoria

  • Hoy se presenta en la Caja Rural del Sur el cuento solidario sobre el alzhéimer 'Diario de Juan Marioneta'

La historia de un enfermo de alzhéimer contada en primera persona a través de una marioneta. Un personaje de madera que toma vida para expresar sus sentimientos y describir de manera cruda y realista, a veces tierna, las dificultades, sinsabores y experiencias por las que va pasando el protagonista, a medida que la enfermedad se va apoderando de él. Diario de Juan Marioneta (editorial Niebla), escrito por José María Rodríguez e ilustrado por Manuel Caliani, se presenta hoy, a las 19:00, en el Salón de Actos de Caja Rural del Sur (Plaza de la Magdalena). Presentará el acto y a los autores, Juan José Oña Hervalejo, prologuista de una obra de carácter solidario destinada al lector adulto y escrita a modo de cuento.

Quienes quieran adentrarse en el mundo de esta marioneta y se hagan con un ejemplar del libro estarán colaborado a su vez con la Asociación de Familiares de Enfermos de Alzhéimer y Otras Demencias de Huelva y Provincia (AFA Huelva), ya que todos los fondos recaudados de la venta del libro servirán para financiar los programas de la entidad destinados a mejorar la prevención y atención de la enfermedad.

El texto escrito por el sevillano se ve acompañado de las ilustraciones de Manuel Caliani y el singular prólogo de Juan José Oña, escrito en forma de carta que una niña dirige a su abuela.

Natural de la localidad sevillana de Pruna, José María Rodríguez López (1949) vive en Huelva desde 1967, donde estudió Magisterio. Tras cursar la licenciatura de Filosofía y Ciencias de la Educación en la UNED, se doctoró en Ciencias de la Educación por la Universidad de Sevilla.

Ha sido maestro, orientador escolar y, los últimos veintidós años antes de jubilarse en octubre de 2009, profesor titular de Universidad. Primero de la Universidad de Sevilla y después de la de Huelva.

Es autor de dos publicaciones profesionales relacionadas con la Didáctica de la Educación: Formación de profesores y prácticas de enseñanza y de Bases y estrategias de formación permanente del profesorado.

En los setenta fue miembro del mítico grupo de teatro La Garrocha. Ha adaptado para el teatro infantil cuentos clásicos que puso en escena con sus alumnos. Y para adultos: La vida de Juan Ramón Jiménez y Zenobia, Hablemos de Cervantes o Prendimiento y proceso de Miguel Hernández Gilabert. Obras estrenadas por el grupo de teatro leído El Nombre es lo de Menos, al que pertenece desde su fundación.

Es autor de varios relatos cortos publicados en la revista La memoria de AFA Huelva y en otros medios. Entre estas piezas literarias, destacan Juan Marioneta, El adivinador de sueños, El gato o El círculo mágico.

Sus dos novelas, Navaja y En voz queda, publicadas por Editorial Niebla, han tenido una excelente acogida entre los lectores. Sin desconectar de sus orígenes sevillanos, en 2016, fue pregonero de la Feria de su pueblo natal, Pruna.

El ilustrador del cuento es Manuel Caliani Santos (1993). Onubense, cursó el Bachillerato de Artes Plásticas, Diseño e Imagen en la Escuela de Arte León Ortega de Huelva, entre 2009 y 2011; y, posteriormente, el Grado de Bellas Artes en la Universidad de Sevilla. El joven complementa su formación con el aprendizaje en el taller del escultor Juan Manuel Parra desde 2011 hasta 2017.

Su obra plástica abarca desde la pintura hasta la escultura, sus dos pasiones. En ella, indistintamente de la técnica y el soporte, inicia una búsqueda de su propia identidad a través de su particular visión de la realidad que le rodea. El paradójico exotismo que encuentra en la tradición de su tierra, Andalucía, no pasa desapercibido en cuanto a que supone una fundamental influencia y referencia en las bases de su discurso y su consecuente expresión plástica. Flamenco e imaginería conforman su principal foco de investigación, en una búsqueda constante de lo verdadero, lo esencial y la pureza de la identidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios