Las dos orillas

José Joaquín León

Alirón, Obama campeón

ALGUNOS dirán ahora que las elecciones de EEUU son una nueva cortina de humo que se ha inventado Zapatero para que nadie hable de la crisis. Durante dos días no se ha hablado de otra cosa, ni siquiera de las nuevas medidas para que los parados no terminen de pagar las hipotecas en toda su vida. Y, al final, como estaba cantado, como auguraban incluso las encuestas más cocinadas e impresentables, ha ganado Obama, el candidato preferido de Zapatero, para que luego digan que nuestro presidente es gafe. Y lo dicen los que votan a Rajoy, que todavía no ha ganado nada, pero no es gafe.

-Ha ganado Obama, un negro para la Casa Blanca.

¡Qué ocurrente es la gente! Casi todos los medios han titulado con la victoria de "un negro". Obama no es un hombre de color, sino un negro de verdad, para que se chinchen los del KKK. ¿Y eso no es racismo? ¿O este hombre puede ser "un negro" y los que se ahogan en las pateras no son negros como él? Supongo que los votantes estadounidenses que le han dado la victoria han confiado en Obama no porque sea negro, ni siquiera porque esté dispuesto a dejarse fotografiar alguna que otra vez con Zapatero, sino porque era el candidato más preparado, el más inteligente, el que presentó el programa más atractivo, el mejor. Y si los negros lo han votado porque es negro, ese voto será tan racista como el de los blancos que hayan votado a John McCain porque es blanco. No creo que los votantes de EEUU sean tan imbéciles. Ha ganado Obama porque era la novedad. Los republicanos estaban muy vistos.

Así son las cosas. Los republicanos de EEUU son unos fachas, mientras que en España los republicanos son la izquierda de IU. Es lo mismo, pero significa lo contrario, ustedes lo entienden. España es diferente, sí, pero los EEUU son más raritos. Tienen unas elecciones presidenciales que parecen un partido de baloncesto de la NBA. Ponías la radio de madrugada y se oía:

-En estos momentos, el resultado es: Obama, 103; McCain, 37.

-¡Tri, tri, tri…. Triiiiiple de Obama en California!

Y entonces lo entiendes todo: Barack Obama tiene nombre y aspecto de base negrito de la NBA. Juega en el Boston Celtics de los Demócratas. Es ese chaval brillante y desparpajoso que arriesga mucho y hace unas jugadas increíbles, pero que también asegura los resultados y ha llevado a los suyos hasta la victoria por un palizón. Es el negro puntero que tuvo el número 1 en los draft, y ha sido el mejor rookie y el MVP de la temporada electoral. ¡Un fenómeno!

-¡Ah! Pero nosotros tenemos a Zapatero con la ÑBA, dispuesto a entrar en el G-8 del play-off de los grandes. ¡A por el anillo de la Conferencia Mundial! ¡Tiembla, Obama, que viene tu amigo!

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios