Dice la leyenda que la casa palacio residencia de los duques de Medinaceli es una copia del pretorio de Poncio Pilato en Jerusalén. Lo que sí es cierto es que constituye un ejemplo de la arquitectura doméstica sevillana del siglo XVI y que su fachada sufre los estragos del tiempo.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios