editorial

La Fiscalía avala la postura de la Junta

AUNQUE planteó un conflicto de jurisdicción, a dirimir en el Tribunal Supremo, la Junta de Andalucía se avino a cumplimentar la petición de la juez que investiga el caso de los ERE irregulares (expedientes de regulación de empleo que han tramitado ayudas a falsos prejubilados) y remitió al juzgado copias de todas las actas de todos los consejos de gobierno celebrados entre 2001 y 2010, la década en la que se cometieron las irregularidades en el seno de la Consejería de Empleo. Para no incurrir en desobediencia u obstrucción a la Justicia, el Gobierno de Griñán envió todas las actas requeridas, tras un segundo auto de la juez, más conminatorio, aunque las depositó con carácter cautelar, a la espera de que el Alto Tribunal dictamine quién lleva razón en sus planteamientos. Por un lado, la Junta defiende que la petición de la juez infringe dos leyes de procedimiento al exigirle todas las actas, tengan o no que ver con el escándalo de los ERE. Por otro, la juez, Mercedes Alaya, ratificó su demanda ante la sospecha de que desde el Gobierno se pudiera tratar de entorpecer la investigación mediante la alteración u ocultación de datos fundamentales para su labor instructora. Ayer se conoció la posición de la Fiscalía Anticorrupción, que ha venido a respaldar la actitud del Gobierno: considera que la exigencia de la juez es desproporcionada e invade competencias propias del Gobierno autonómico. En el fondo late la impresión del Ejecutivo de que la instructora se extralimita en sus funciones indagatorias y apunta hacia una especie de causa general contra toda la gestión de la Junta, más allá del caso concreto investigado. Así las cosas, y con la documentación a recaudo en los propios juzgados, solamente cabe esperar y desear que el Tribunal Supremo, en su ámbito correspondiente, dilucide el conflicto de jurisdicción planteado. Su dictamen determinará al fin si la jueza tiene acceso a todos los acuerdos del Consejo de Gobierno o ha de limitarse a aquellos que tienen relación directa con el escándalo que se investiga.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios