RELOJ DE SOL

Joaquín Pérez Azaústre

Informativos de TVE

FRAN Llorente ha sido el rostro oculto de nuestra mejor televisión. Veíamos a Pepa Bueno, a Ana Blanco, a Ana Pastor o a María Casado, pero era Fran Llorente ese motor interno, la figura que cuadraba el orden, los espacios, de un nuevo concepto de televisión pública, alejado de otros anteriores, del PP y del PSOE: una televisión pública voluntariamente autónoma, con ese amor por la profesión que está por encima de un mandato político, porque no se debe al partido del Gobierno, sino a su propia integridad.

Si enumeramos los premios que han ganado los informativos de TVE en los últimos ocho años agotaríamos el espacio no de la columna, sino de toda la página. Fran Llorente comenzó como director del informativo de La 2 Noticias que presentaba Lorenzo Milá y ganó un TP de Oro. Cuando fue nombrado director de informativos de TVE, los espectadores estaban acostumbrados a la dirección de Alfredo Urdaci, con su "los ciudadanos aplauden a la ministra", mientras las imágenes la mostraban visiblemente abucheada, o la sentencia que le hizo deletrear, a velocidad terminal, C.C.O.O., para no decir Comisiones Obreras. Llorente se apartó del modelo de televisión pública intervenida y cimentó un modelo radicalmente nuevo: una televisión sin subordinaciones, con una conciencia, con esa independencia de la propia autoría.

Más de doscientos premios -como el internacional de mejor informativo en los TV News Awards o el Global Peace Award- avalan su mayor logro: haber permeabilizado, en los espectadores, como una televisión que sólo se debe a ellos.

Pero González Echenique, resultado de un cambio del Gobierno del PP en el sistema de elección del Consejo de RTVE que lo convierte en un órgano manejable, lo ha sustituido por Julio Somoano, periodista de Telemadrid. Cuando el presidente del Congreso, Jesús Posada, se refirió a la nueva cúpula de RTVE "para el cumplimiento de una importante función de servicio público de calidad a través de un modelo de radiotelevisión plural, transparente e independiente" no podía estar pensando en Somoano, glosador televisivo de loas a Esperanza Aguirre y autor de una tesis doctoral sobre las pautas que debía seguir el PP para lograr la victoria electoral tras 2004.

Hasta ahora, cada partido ponía a los suyos, que es lo que hace ahora el PP tirando de Telemadrid, una televisión concebida no ya para los populares, sino desde el culto a la personalidad de su actual presidenta. Pero Fran Llorente, reciente Premio Manuel Vázquez Montalbán del Colegio de Periodistas de Catalunya "como referente de calidad, independencia y profesionalidad en el ámbito de los informativos televisivos" y Premio a la Libertad de Prensa de la Universidad de Málaga, propuesta por la cátedra Unesco de Comunicación, supo hacer posible otro modelo, por encima de alternancias y los debidos pagos a las prestaciones de servicios. Seguiremos creyendo en esa televisión pública.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios