Visto y Oído

francisco / andrés / gallardo

Inversiones

ESTE mes de enero se cierra con baja facturación en las cadenas privadas. La alegría navideña se ha pegado el trompazo de la realidad de un panorama político bien incierto y un sector publicitario que se guarda muchas balas para el futuro. El temor de recaer en la crisis aguda está en todas partes y en las cadenas, si se fijan entre las líneas de las parrillas, se nota de forma bien perceptible. La televisión es sociología pura y lo que aparece en las pantallas es el sismógrafo de lo que hay en la misma calle.

Ha sido un mes de enero más duro y largo que en otras ocasiones. Si se han percatado en las programaciones apenas ha habido estrenos en estas semanas. Se promociona mucho y se programa poco. Telecinco ha rescatado el Chiringuito de Pepe, que ya criaba moho en su envoltura, y Gran Hermano VIP, leña de reality para que la caldera no pare de bufar. Antena 3, por su parte, ha estrenado los remozados Bajo sospecha y Casados a primera vista. Y poco más por Cuatro (El Xef, Mejor llama a Pilar) o La Sexta, donde hoy llega A mi manera. Casi como hubiera sido verano, ha habido mucho cine, con títulos de segunda fila y reposiciones incluso en los sábados y domingos. No han sido semanas de alegrías presupuestarias y los próximos estrenos de series y entretenimiento de las dos grandes privadas aguardan a estrategias de contraprogramación mutua, para no tirar por tierra espacios que cada vez cuestan más producir y sobre todo crear: inventar o versionar formatos rompedores y que interesen de verdad a una mayoría se convierte cada vez en un objetivo más delicado y desafiante.

La política tambaleante alcanza de lleno a la tele. Las privadas se meten a resguardo y observan los intermedios desde las troneras. TVE, sin embargo, vive en su mundo particular y ante el vacío de poder político sus directivos han tomado la vía rápida de las compensaciones y dejar el camino lleno de minas aprobadas para el que venga detrás. 28 millones firmados de una tacada para mantener la parrilla de tarde de La 1 o ampliar Víctor Ros da mucho el cante.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios