PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

De Poveda a Los Chichos

Yde Peret a Paco de Lucía. Llega la Bienal de Arte Flamenco, el festival de festivales en Sevilla. Disfrútenlo, porque da pena de que la mayor parte de los sevillanos no tenga ni zorra idea de qué bien canta una Esperanza Fernández y qué bien baila una Isabel Bayón o una Rocío Molina. Bienal 2010, veinticinco noches de espectáculos en los que siempre se debate si por suerte todo cabe o por desgracia cabe de todo.

Celebro que Domingo González, director del festival, haya rectificado las indicaciones políticas y convierta en un evento de pago el concierto inaugural. Ni en tiempos de bonanza, y menos aún con la soga presupuestaria al cuello, está justificado que se ofrezca gratis una actuación de Miguel Poveda por la que están dispuestas a pagar al menos 10.000 personas. Eso ya no puede ser gratis. Esos tiempos de populismo de barra libre en las arcas municipales ya no se pueden ni deben repetir.

Se equivocan quienes consideran que en un festival gozosamente largo, heterogéneo y con actividades paralelas, en nombre del sacrosanto misterio de la jondura, no deben tener cabida en el mismo cartel artistas ajenos al elenco propiamente flamenco, caso de Los Chichos, Peret, Kiko Veneno o Raimundo Amador, incluidos en esta edición. En los mejores festivales de jazz de España (Vitoria y San Sebastián) están vacunados de eso y contratan también a Paco de Lucía, Van Morrison, Elvis Costello o Patti Smith.

La Bienal ha de aspirar sobre todo a seguir siendo estímulo y escaparate de todos los que elevan el nivel del flamenco cuyas raíces no impiden volar, como ocurría antaño cuando se estaba encadenado a tópicos por falta de cultura y de integración con las artes escénicas internacionales. Pero también debería marcarse, como esos festivales de jazz, alguna variante exótica de nivel show business. Y no me refiero a la japonesa Yoko Komatsubara, que tiene más galones de flamenquería en Sevilla que todos los concejales yconsejeros juntos.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios