PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

La 'botellona' más infausta

ES un disparate en progresión geométrica la celebración de una botellona en la tarde de un jueves, en plena y durísima recesión económica y junto al lugar donde se cree que tiraron al río el cuerpo de Marta del Castillo, en plena vecindad con el despliegue de policías y guardias civiles que se están deslomando para poner punto final al calvario de una familia, y de todo un país conmovido por el crimen. Es de matrícula de honor para que cavemos nuestra tumba como sociedad próspera y educada. De la crisis no vamos a salir gracias a 4.000 universitarios que no pueden esperar siquiera a la tarde de viernes o a la noche de sábado para empinar el codo. Más les valdría cambiar el chip y prepararse para descollar en el mercado laboral con tal de no quedarse en el paro. Con su actitud demuestran estar de espaldas a los dos dramas nacionales: el de la crisis y el de Marta.

Afortunadamente, hay muchos ciudadanos que reaccionan ante el apogeo de la sinrazón. Francisco Javier Fernández Quirós, informático de 28 años, es un lector de este periódico. Hace cuatro meses fue padre por vez primera, y por edad no le resulta ajena la socialización de la botellona. Trabaja en el Edificio Expo y, a las cinco de la tarde de ayer, nos avisó de lo que veía desde su oficina. Mirando al Charco de la Pava, nos dijo: "Esto es fiel reflejo de la conciencia de los niñatos que tenemos hoy en la sociedad".

Del sinnúmero de comentarios que nos llegan sobre el crimen, su encubrimiento y su castigo, destaco el de Manuel Buendía Castiñeira, de 47 años, vecino de Heliópolis: "¿Por qué no nos manifestamos para replantearnos cómo educamos a nuestros hijos? ¿Y los jóvenes? Tenéis en vuestras manos revelaros. Aprovechar en positivo los Tuenti, Facebook y cualesquiera redes sociales, para movilizaros. ¡Jóvenes! Es hora de pediros a vosotros el cambio, es hora de poner en duda los roles que os hemos impuesto. Es hora de que todos gritemos juntos: "¡Vamos a cambiar!".

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios