editorial

La fortaleza de la marca Sevilla

EN un escenario económico complicado, con escasos elementos que induzcan al optimismo (no hay más que ver el reciente informe oficial del Fondo Monetario Internacional sobre la economía española, que augura una crisis profunda hasta 2017), el turismo, una de las escasas industrias tradicionales de la ciudad, arroja algo de esperanza en mitad de este panorama. El Consorcio de Turismo anunció ayer que las expectativas del sector hotelero para la inminente Semana Santa (temporada alta en la capital andaluza) anticipan una ocupación del orden de casi el 90% durante los días en los que se celebra esta popular fiesta religiosa. Excelente noticia. A partir del Jueves Santo, cuando usualmente la afluencia de visitantes a nuestra ciudad aumenta, los datos del gremio contemplan prácticamente el lleno de los establecimientos de 4 y 5 estrellas, lo que beneficiará a otras actividades económicas subsidiarias del turismo: la hostelería, esencialmente. Si se comparan estos datos con los registrados el pasado año, cuando la crisis castigaba a los hoteles y auguraba un descenso de pernoctaciones, la diferencia salta a la vista. Sevilla ha conseguido subir en once puntos, del 75% al 86%, la ocupación hotelera en su semana turística por excelencia. Esta tendencia positiva ha sido posible gracias a que los hoteles sevillanos han rebajado sus precios, lo que, aunque ha recortado los beneficios de años anteriores en algunos establecimientos, contribuye a que la actividad y el empleo se mantengan, al tiempo que permite que Sevilla no pierda puntos como destino turístico primaveral. Especialmente llamativa es la previsión de ocupación en Semana Santa en los hoteles medios (3 y 4 estrellas), que a partir del Jueves Santo se cifra en casi un 95 %, un dato que parece confirmar que los visitantes que vendrán dentro de apenas unos días a nuestra ciudad, pese a los problemas económicos generales que existen en parte de Europa, consideran que la marca Sevilla reúne suficiente interés como para asumir el desembolso que supone la visita.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios