Desde mi córner

Luis Carlos Peris

Un horror este fin de semana

Cuando llega un domingo sin fútbol nos embarga una sensación como de orfandad, como de jardín sin una flor

APARECE por el horizonte más inmediato un fin de semana incoloro e insípido, un fin de semana sin el mayor espectáculo del mundo, con el morse de los distintos carruseles radiofónicos enmudecidos porque no hay un solo gol que cantar. Un fin de semana que si en verano llega con mucha lógica en la barriga, ahora se acepta más mal que bien. Nos embarga un sentimiento casi de orfandad, no como si nos faltase algo, sino a sabiendas de que lo que nos falta es tremendo, que un domingo sin fútbol es como un jardín sin una sola flor y llega, precisamente, cuando hay más gente con menos que hacer, en fin...

Desde que el futbolista dejó de ser esclavo, en la Navidad hay vacaciones y régimen de botas colgadas. Por supuesto que era una crueldad gratuita que los futbolistas tomasen las uvas en el coche cama o recibiesen la Navidad en un impersonal salón de hotel, pero no es menos cierto que no todas estas noches son Nochebuena o Nochevieja y que con buena voluntad todo tiene arreglo. Y si de siempre poníamos como ejemplo Inglaterra, donde el fútbol no se para, hay que reparar que ya en el Reino Unido empieza a hacer metástasis la cosa y que ya en estas Navidades ha descendido el número de partidos y así, seguro que así, hasta que no haya ni uno solo.

Recuerdo una Nochevieja en que el Sevilla tomó las uvas a la vuelta de un partido en Salamanca. Un alto en el camino en una Béjar nevada y las doce campanadas para el Sevilla que adiestraba Manolo Cardo. Eso no es lógico, por supuesto que no, pero tampoco es lógico este parón sin causa mayor y con los niños sin colegio, por lo que eludiendo las fechas clave, la Liga podría haber continuado. Ya sé que esto es clamar en el desierto y que los futbolistas seguirán ganando batallas, pero permítanme que me queje por un fin de semana sin goles, sin dudas en la alineación, sin la zozobra del avant match, que un fin de semana sin fútbol ni es fin de semana ni nada de nada.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios