Condenan a 45 años a los acusados por el crimen del bar Los Camioneros

  • La Audiencia estima que se cometió un homicidio y no un asesinato, como defendían la acusación particular y el fiscal

Comentarios 6

La Audiencia Provincial ha condenado a un total de 45 años -con penas de 13, 15 y 17 años- a los tres acusados por el crimen del bar Los Camioneros del barrio de Bellavista en el que falleció el dueño del local de un disparo en la cabeza.

Fuentes del caso explicaron que los magistrados han condenado a David V.F. -el individuo que apretó el gatillo de la escopeta que terminó con la vida de Antonio Sevillano- a 13 años de prisión por un delito de homicidio, a tres años por un robo en grado de tentativa con abuso de superioridad y a otros dos años por tenencia ilícita de armas.

Por su parte, Manuel R.Y. -amigo del anterior y hermano de la tercera acusada- ha sido condenado a diez años por homicidio, a tres por tentativa de robo y a dos años por tenencia ilícita de armas; mientras que los jueces han impuesto a Ana María R.Y. -novia y hermana de los otros dos inculpados- diez años por el homicidio y otros tres por la tentativa de robo. La sentencia recoge que los tres acusados deberán indemnizar con 10.000 euros a cada uno de los hijos del fallecido y con más de 120.000 euros a la viuda por los daños causados.

La letrada de la acusación particular, Ofelia Liñán, explicó que una vez que analice la sentencia "en profundidad" decidirá si la recurre, porque su tesis inicial, a la que en el juicio se adhirió el Ministerio Público, contempla que el suceso fue un asesinato y no un homicidio. Por este motivo, la abogada reclamaba penas de 27 años de prisión para los tres acusados pues, a su juicio, aunque sólo fuera uno de los procesados el que apretara el gatillo, los otros dos fueron "cooperadores necesarios".

Los tres acusados reconocieron en sus declaraciones que pretendían robar en el establecimiento porque estaban "encocados" y no tenían dinero, si bien alegaron que su intención no era la de matar a Antonio Sevillano, en cuyo cuerpo, según explicaron los forenses, no había señales de lucha.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios