El microscopio

La Expo y Lipasam

EL debate que han mantenido en el Parlamento andaluz Zoido y Griñán nos ha retrotraído al que en los albores de la Expo se suscitó entre los hombres de Olivencia y los de Pellón. Olivencia era un escrupuloso jurista que anteponía el respeto a los procedimientos legales a todo por entender que eran la máxima garantía contra cualquier tipo de abuso. Pellón estaba dispuesto a saltarse los procedimientos y a hacer la vista gorda con tal de llegar como fuera a la fecha inaugural del 20 de abril. Ahora se da la paradoja de que Zoido, el jurista, le pide a Griñán que dé una solución política a la refinanciación de la deuda de Lipasam, y Griñán le recuerda que como media un recurso contencioso él debe respetar la vía jurídica.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios