Pantomima full | Humoristas "Hemos sacrificado alguna amistad por un buen vídeo"

"Hemos sacrificado alguna amistad por un buen vídeo" "Hemos sacrificado alguna amistad por un buen vídeo"

"Hemos sacrificado alguna amistad por un buen vídeo" / m. g.

Rober Bodegas (La Coruña, 1982) y Alberto Casado (Madrid, 1983) coincidieron como guionistas del programa Sé lo que hicisteis hace años. Ahora son pareja humorística y están arrasando en las redes sociales con sus vídeos, que suman más de 40 millones de reproducciones. En ellos, ponen un espejo de un minuto a las modas sociales para que se vean reflejadas. Los runners, festivaleros o pijos rebeldes han sido retratados por ellos. El 1 de marzo se suben al escenario de la Sala Al Ándalus de Fibes de Sevilla a las 21:00.

-Repiten espectáculo en Sevilla, ¿por qué?

-Rober Bodegas (R): Queríamos estar en otras ciudades en este segundo año, pero el año pasado estuvimos en el Teatro Quintero y funcionó muy bien. Hemos decidido repetir en algunas ciudades.

"Aseguramos que la gente que venga a vernos al teatro va a salir 'on fire' y esa noche se irá de jarana"

-¿Cómo se porta el público con ustedes?

-R: La gente suele conocer nuestros vídeos y saben a lo que vienen. Eso juega muy a nuestro favor.

-Alberto Casado (A): Sevilla es un público guay y nos los pasamos bastante bien. Volvemos con ganas.

-¿Se verá lo mismo que en esos vídeos que os han hecho famosos?

-A: No es lo mismo. El público se va a encontrar con otra cosa. Pero giran en torno a los mismos temas. Mismos temas, pero contados de otra forma. Tiene más curro.

-¿Dónde se inspiran para sacar esos temas?

-R: Mucho en conocidos y colegas. Tiene un fondo muy de chavales callejeros. Por la calle nos vamos fijando en la gente y en las modas. Cuando algo se pone de moda, siempre hay un colega que se apunta a esa moda.

-¿Y alguno se ha enfadado por verse en ellos?

-A: Sí. Hay muchos colegas que se han visto identificados y ha habido algún enfado. Incluso a hay alguno que nos ha dejado de hablar por ciertos vídeos. Hemos sacrificado amistades por un buen vídeo. No podemos decir cual (risas).

-Eso sí que es un límite del humor, ¿cómo se lo toman?

-R: O un límite del ego. En el fondo es un humor muy blanco todo el que hacemos. En muchos de los vídeos hay parte de nosotros.

-A: Realmente nos da igual. Lo vemos una chorrada. La mayoría se lo toma bien y se muere de risa.

-¿Cómo es el proceso hasta llegar al vídeo?

-A: Las ideas las desarrollamos juntos. Se nos van ocurriendo y las juntamos. Y cuando estamos sin vídeos, cogemos alguna y la escribimos. No tenemos un plan.

-¿Y cuántas ideas hay ahora esperando en el cajón?

-R: No muchas. Igual hay diez. Con eso cubrimos dos meses y medio porque son a una por semana.

-Suelen alternarse como protagonistas de sus propios vídeos, ¿se plantean nuevas caras?

-R: Nos gustaría invitar a algún colega cómico. Ha salido Ernesto Sevilla y, en general, de todos los chanantes, somos muy fans. Hay mucha gente que admiramos como a Miguel Noguera. Se trataría de mezclar lo suyo con lo nuestro.

-A: Si tuviéramos una productora podrían darse estas cosas. Pero es que grabamos de forma muy atropellada.

-Los espectáculos necesitan más preparación, ¿qué os aportan?

-R: Nos mola actuar. Lo pasamos guay yéndonos por ahí los fines de semana. Y, además, es que preferimos financiar los vídeos con los shows que con los típicos anuncios. Nos parece pesado para la gente. Si hacemos un vídeo patrocinado es porque nos mola la idea.

-¿Dan para vivir del humor?

-A: Ya hacíamos shows antes de los vídeos y de que nos fuera bien. De hecho, estos audiovisuales empezaron como promociones del show. Vivimos de los shows, no de los vídeos. Además, hacer cosas como los vídeos es la forma de que la gente vaya a vernos.

-¿Notan más público últimamente?

-R: Se está creando afición. Me encanta. Y cuantos más compañeros tengan éxito, mejor. No los veo como competencia.

-¿En qué momento ven al humor español?

-A: Ahora mismo hay muchas cosas. Es buen momento. Toda la oleada de La Vida Moderna, La Resistencia y cosas así han traído a mucha gente al humor otra vez. Eso nos mola.

-Pero al mismo tiempo el humor sigue en el blanco de las críticas de muchos, ¿cómo ven el debate de los límites del humor?

-R: Creo que ha existido siempre, pero ahora se visibiliza más.

-A: Es un tema que lleva ya demasiado tiempo siendo debate. Sabemos que hay cosas que pueden crear polémicas, pero luego hay otras iguales que no las crean. Hay un punto aleatorio ahí. Hacemos lo que nos produce gracia y si alguien se ofende, pues lo aceptamos.

-¿Se van a ofender los que vayan a ver esta gira?

-A: Eso no lo sé, pero aseguramos que la gente que venga a vernos al teatro va a salir on fire y esa noche se irá de jarana sí o sí. Ponemos mucho empeño en que la gente salga del teatro a tope. Equivale a un botellón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios