Las citas de noviembre

La Amargura y el Potemkin

  • La corporación del Domingo de Ramos recupera el antiguo paso de misterio para el besamano

La Amargura se encuentra estos días en besamano. La Amargura se encuentra estos días en besamano.

La Amargura se encuentra estos días en besamano. / Víctor Rodríguez

No hay otoño sin Amargura. El beso al final de la calle Feria está metido en las entrañas de la estación. La lluvia y el frío ponen la literatura que envuelve la estampa que cada año se repite cuando noviembre busca las tablas. Son días de aniversario en San Juan de la Palma. De celebrar el tiempo que ha transcurrido desde que el cardenal Segura pusiera sobre las sienes de esta Dolorosa la corona que trae un sol de oro a la noche del Domingo de Ramos.

Este año el altar tiene un guiño al pasado. A la Semana Santa de hace un siglo, cuando la cofradía cambió su carácter popular por la seriedad por la que ahora se la reconoce. En aquella década (1911/19) se estrenó un paso de misterio que por sus dimensiones y formas recordaba al famoso acorazado Potemkin, el gran barco de guerra que inspiró la célebre película rusa.

Un acuerdo firmado a principios de este año entre la Hermandad del Rocío de Triana –depositaria de la pieza– y la de la Amargura ha permitido, por un lado, restaurarla (labor acometida en el taller de Artesanía Santa María), y por otro, que ambas corporaciones puedan hacer uso de ella para sus cultos.

La rúbrica hace posible contemplar estos días –hasta el miércoles– en San Juan de la Palma el canasto del antiguo misterio de Jesús del Silencio ante el desprecio de Herodes. El enser se encuentra dividido en tres piezas que forman parten del altar efímero levantado para la Dolorosa.

Un devoto besa la mano de una de las principales Dolorosas de Sevilla. Un devoto besa la mano de una de las principales Dolorosas de Sevilla.

Un devoto besa la mano de una de las principales Dolorosas de Sevilla. / Víctor Rodríguez

No es el único acto que celebra la hermandad del Domingo de Ramos estos días. A las 12:00 de este lunes se presentará en la sede de la Fundación Cajasol la programación con la que se conmemora el primer centenario de la marcha Amarguras, considerada el himno oficial de la Semana Santa sevillana. Este aniversario se incluye en el ciclo Tramos de Cuaresma que cada año organiza la citada entidad. Con tal motivo, se organizará la exposición titulada Amarguras: 100 años de la reinvención regionalista de Sevilla.

La muestra –que tendrá lugar en el patio de la antigua Audiencia– incluye un concierto de piano y cuerda. Durante la presentación se dará a conocer el logotipo de dicha efeméride, realizado por Jesús Mejías Torres, licenciado en Bellas Artes y hermano de la corporación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios