Detenido un conductor ebrio cuando intentaba entrar con su coche en Comisaría

  • El detenido, que cuadriplicó la tasa máxima de alcoholemia permitida, se había perdido dentro de la Isla de la Cartuja

La Policía Local de Sevilla ha detenido y puesto a disposición judicial a un hombre de 44 años cuando intentaba entrar con su vehículo en la sede de la Jefatura de este cuerpo municipal, en la Isla de la Cartuja, mientras conducía en estado de embriaguez y con una botella de champán en la mano.

El detenido, residente en Valencia, fue sorprendido por los agentes cuando, con síntomas "inequívocos" de estar borracho, quería, por equivocación, acceder con su turismo a las instalaciones de la Policía Local buscando una salida tras haberse perdido en la Isla de la Cartuja, ha informado hoy en un comunicado el Ayuntamiento sevillano.

La sorpresa de los agentes fue "mayúscula" ante la conducta del conductor del vehículo y las circunstancias en las que iba, sobre todo cuando, una vez interceptado el turismo e identificada esta persona, comprobaron su "inequívoco estado de embriaguez", lo que ratificaron al practicarle la prueba de alcoholemia.

Tras ser sorprendido, y al percatarse de dónde había ido a parar con su vehículo, el hombre se lamentó ante los agentes de su error con la siguiente frase: "creo que me he metido en la boca del lobo".

El resultado de la prueba de alcoholemia fue casi el cuádruple del límite permitido por la normativa.

La Policía Local de Sevilla puso a este conductor a disposición de la autoridad judicial como presunto autor de un delito contra la seguridad del tráfico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios