De Marrakech hasta la Alfalfa

  • Cuadernos de Roldán elige la centenaria bodega La Aurora como escenario de su libro número 77

De Marrakech a la Alfalfa. De los rezos del imán de la mezquita próxima a la tumba de Al-Mutamid al rosario de esta Aurora montañesa y sanluqueña con Agustín, uno de los propietarios, como maestro de ceremonias. Cuadernos de Roldán eligió el centenario de la bodega La Aurora (fundada en 1913) como marco y pretexto para presentar la número 77 de sus producciones bibliográficas.

Ismael Yebra, que es el doctor Yebra de lunes a viernes, Ismael a secas, con la contundencia del comienzo de Moby Dick, los fines de semana y las deshoras de sus obligaciones, se encargó de coordinar un número ambientado en este montículo tartésico y también lo presentó. Dio entrada, entre caldos y pitanzas, a que los poetas presentes recitaran los versos que publican y a que los pintores, más cautos en la parla, hicieran lo propio mientras los reunidos contemplaban sus obras en una pantalla que Ismael le pidió prestada al doctor Yebra en su retiro de Umbrete.

En La Aurora se dieron cita escritores editados y premiados: Víctor Jiménez, Juan Lamillar, Jesús Tortajada, Pepe Serrallé, Francisco Núñez Roldán o Francisco Gallardo. Otros que leyeron a ausentes como Salvador Compán, Rafael Arjona (delicioso su mapa autonómico de los vinos), Miguel Florián o Javier Salvago. La rúbrica de la imprenta (el cuaderno 77 salió de Bormujos) imita la forma de un catavinos. Entre los pintores, estaban Justo Girón y Salvador Malpartida, que dibujó la centenaria Aurora.

En la portada, la Alfalfa recreada por el pintor José María Andrés. La gente llenó la bodega y la esquina de Boteros con Pérez Galdós. Pepe Aguilar excusó a los ausentes: Agustín Torres, secretario que vive en Ayamonte, o a Paula Romero, de erasmus en Colombia. Recitó su poema Si yo no fuera poeta Ana Llorca, maestra en La Rinconada, la modelo del cartel de fiestas primaverales que el año 2000 hizo Félix de Cárdenas, que aporta su dibujo.

Como propina, se proyectó el corto Polonceau, divertimento parisino del puente de Triana filmado por Manuel Ruiz-Garrido. Agustín, el tabernero, el hermano de Rafael y Ani, adapta su oferta en la pizarra de montaditos a este poético viaje de Marrakech a la Alfalfa: Pringá, Serranito, Lomo al Whisky, Kebab.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios