Fortuna

Aquellos que no tuvieron suerte en el Gordo guardan ahora su turno para tentar a la diosa fortuna en vísperas del sorteo del Niño. Las luces y los adornos dan paso a una nueva estampa navideña y las largas colas para comprar lotería se repiten en las diferentes administraciones de la ciudad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios