España

Podemos alborota la concordia general del 'espíritu de Ermua'

  • Carmena rectifica y exhibirá una pancarta por Blanco

  • Ermua congrega a políticos de todo signo

Mari Mar Blanco se seca las lágrimas en presencia de Rajoy el pasado lunes. Mari Mar Blanco se seca las lágrimas en presencia de Rajoy el pasado lunes.

Mari Mar Blanco se seca las lágrimas en presencia de Rajoy el pasado lunes. / Juan Carlos Hidalgo / efe

El alboroto ha sido excesivamente protagonista en estos días de tributo a Miguel Ángel Blanco. La mayoría de las fuerzas políticas señalan a Podemos, con el apoyo de algunos municipios en los que gobierna con el PSOE, como causante de enturbiar la concordia general del denominado espíritu de Ermua, cuando todos los partidos se aliaron en pos de derrotar al terrorismo de ETA. La formación morada acusa al PP de partidismo y de tratar de sacar réditos políticos del asesinato.

Manuela Carmena, alcaldesa de Madrid, tuvo que ir rectificando sobre la marcha su idea inicial de no rendir un tributo específico a Blanco, sino a todas las víctimas del terrorismo, ganándose las críticas de PP, PSOE y Ciudadanos (C's), y siendo apoyada por Pablo Iglesias y Podemos.

El Ayuntamiento de Madrid anunció ayer que finalmente desplegará una pancarta en recuerdo Blanco y "todas las víctimas del terrorismo" en la concentración de hoy a las 12:00 propuesta por la Federación Española de Municipios y Provincias. El PP prepara un acto propio a las 10:00 en el edificio municipal de la plaza de la Villa, al que invitó al resto de grupos. Está previsto que los grupos municipales se reúnan a las 14:30 para tratar de dar una imagen de unidad en los actos.

Tras la petición de un acto por parte de Movimiento contra la Intolerancia, la regidora dijo el viernes que el Ayuntamiento no se sumaría al estimarlo discriminatorio con el resto de víctimas. Carmena cambió ayer de opinión y asistirá al homenaje del PP.

Por la mañana, Pablo Iglesias calificó de "enormemente sensata" la decisión de la alcaldesa de no organizar un acto concreto y apeló a trabajar para que "no haya víctimas de primera y de segunda clase". "Deben ser los representantes municipales los que decidan la forma en la que se homenajea a las víctimas".

Completamente en desacuerdo se mostró el presidente de C's, Albert Rivera, quien acusó a Podemos de preferir apoyar a los "verdugos" que a las víctimas del terrorismo. "No hay casualidades, Podemos está más cómodo con Otegi y Bildu que con Miguel Ángel Blanco y los demócratas. Y eso es así. No es una opinión, es una realidad", subrayó.

En el PP, su coordinador general, Fernando Martínez Maíllo, calificó de "bajeza política" que haya ayuntamientos del PSOE y Podemos que no quieran participar en los tributos a Blanco. "Es una auténtica insensibilidad desde el punto de vista humano".

El portavoz de la Ejecutiva del PSOE, Óscar Puente, sostiene que "primar" la memoria de Blanco no es un "agravio" sobre el conjunto de las víctimas, aunque asegura que "respeta" a quien piense que sí lo es.

En Ermua, representantes de todos los grupos políticos secundaron ayer el acto organizado por el Ayuntamiento. Presidido por el alcalde, el socialista Carlos Totorika -regidor también en 1997-, contó con la presencia del ex lehendakari Patxi López; la secretaria general del PSE, Idoia Mendia; la presidenta del PNV de Vizcaya, Itxaso Atutxa; el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, y los representantes de Bildu Maddalen Iriarte, Peio Urizar y Julen Arzuaga.

Totorika dijo que ETA debe ahora disolverse, y la banda y la izquierda abertzale "tienen que criticar y condenar su pasado y afirmar que aquello estuvo mal", porque "la verdad histórica es que con la violencia acabaron con la vida de muchos y la libertad de quienes no pensaban como ellos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios