Real Betis

Entre Zozulya y el Valencia

  • El ucraniano da por casi descartado ir al Rayo.

  • Víctor recupera efectivos para el partido del sábado en un entrenamiento físico en el que contó con Piccini, Donk, Sanabria y Felipe Gutiérrez.

Un grupo de hinchas béticos muestra su apoyo a Zozulya en el entrenamiento de ayer en la ciudad deportiva. Un grupo de hinchas béticos muestra su apoyo a Zozulya en el entrenamiento de ayer en la ciudad deportiva.

Un grupo de hinchas béticos muestra su apoyo a Zozulya en el entrenamiento de ayer en la ciudad deportiva. / fotos: juan carlos vázquez

El Betis volvió este lunes al trabajo en una sesión de entrenamiento que estuvo marcada por la preparación del encuentro frente al Valencia y por la situación de Zozulya, que, según confirmó su representante en España, José Lorenzo, casi ha descartado la opción de jugar en el Rayo Vallecano. "Si el ambiente social que se respira en Vallecas no cambia, va a ser prácticamente imposible que el jugador pueda ir", dijo el agente a los medios por la tarde tras las reuniones que mantuvo ayer con el propio jugador y otro de sus representantes, Vladimir Kuzmenko, en el hotel de concentración habitual del cuadro verdiblanco.

No obstante, José Lorenzo indicó que la decisión todavía "no es algo seguro. Mañana (por hoy) habrá reuniones antes de tomar una postura definitiva, porque aún hay que ver una serie de cosas", aunque insistió en que la "situación es insostenible". Mientras, por la mañana, Zozulya recibió el apoyo de un grupo de hinchas béticos que le mostró una pancarta que rezaba lo siguiente: "Uno di noi". De hecho, en el entrenamiento matinal de los verdiblancos, esos aficionados ya intentaron mostrarla, pero la entidad heliopolitana, en su buena intención de rebajar la tensión, prohibió que se desplegara, teniendo incluso que dialogar Alexis Trujillo con esos hinchas para que la situación se calmara.

Al margen del futuro de Zozulya, el Betis piensa ya en el partido frente al cuadro de Mestalla y, tras dos días de descanso, el plantel realizó un exigente trabajo físico del que Víctor Sánchez del Amo estuvo muy pendiente. El técnico madrileño pudo contar ya con Piccini y Donk, que no viajaron a La Coruña y pudieron realizar con normalidad todo el trabajo al mismo nivel del resto de compañeros, superando una sobrecarga en el músculo poplíteo de la pierna derecha y un esguince en el tobillo derecho, respectivamente. Además, el preparador madrileño también tuvo a su disposición a Felipe Gutiérrez y Sanabria. Ambos futbolistas, que estuvieron ausentes en las últimas semanas por lesión, recibieron el alta médica y volvieron a ejercitarse junto al resto de la plantilla.

El chileno y el paraguayo completaron la totalidad del entrenamiento y durante la semana seguirán trabajando para tener opciones de entrar en la convocatoria para la cita ante los de Mestalla. El Betis seguirá con su preparación en una sesión a puerta cerrada en el recinto de Los Bermejales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios