Sevilla

Detenido un motorista ebrio y sin carné tras una larga persecución por varias calles de Sevilla

Detenido un motorista ebrio y sin carné tras una larga persecución por Sevilla

Detenido un motorista ebrio y sin carné tras una larga persecución por Sevilla

Agentes de la Policía Local de Sevilla, adscritos al Área de Gobernación y Fiestas Mayores, han detenido a un joven de 23 años tras una larga persecución, en la que llegó a alcanzar los 120 km/hora por zonas peatonales en una motocicleta que carecía de seguro.

El suceso tuvo lugar en la madrugada de este lunes, según informan fuentes municipales. Una patrulla de la Policía, que circulaba por la Avenida de Andalucía, observó, al llegar a la confluencia con la calle Amor, cómo el conductor de una motocicleta ocupada por dos hombres rebasaba en rojo el semáforo de dicho cruce.

Al recibir la orden de alto de los agentes, lejos de obedecer, el conductor aceleró bruscamente y se dio a la fuga; comenzó una persecución que duró más de 12 minutos por numerosas calles de la capital de la barriada de Santa Aurelia, Polígono San Pablo, Kansas City o Polígono Calonge, y llegaron a superar los 120 km/h en zonas peatonales.

En la Barriada Las Huertas, donde numerosos patrulleros cortaban todas las salidas, el conductor perdió el control al intentar atravesar el cerco policial y cayó al suelo. Se reincorporó de inmediato intentando huir a la carrera pero no pudo escapar de los agentes.

El acompañante, un joven de 22 años, manifestó a los agentes haber temido por su vida y que, a pesar de pedir en reiteradas ocasiones a su amigo que detuviese la motocicleta, este hacía caso omiso. Fue informado de sus derechos como víctima de lo sucedido y rehusó ser asistido en un centro médico de las lesiones que se produjo en la caída.

El conductor, que presentaba signos de embriaguez, carecía de carné al tener retirada la licencia para conducir ciclomotores -único que obtuvo con anterioridad- por la Jefatura Provincial de Tráfico y otras dos veces por sendos juzgados de lo Penal. Tras realizarle la prueba de alcoholemia, arrojó un resultado que superaba el cuádruple del máximo permitido para un conductor de estas circunstancias.

Los agentes trasladaron al joven a un centro médico para ser asistido de las lesiones y posteriormente a dependencias policiales, donde quedó a disposición judicial. La motocicleta que conducía, que era de su propiedad, carecía de seguro, por lo que fue trasladada por una grúa al Depósito Municipal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios