Periodismo y nuevos medios

Ibai Llanos, el joven 'streamer' que está desafiando a los medios tradicionales

  • En las últimas semanas varias celebridades han pasado por el canal de Twitch del joven locutor y streamer

  • Recientemente ha ganado el premio a mejor streamer en los Esports Awards estadounidenses

Ibai y el desafío de los medios tradicionales Ibai y el desafío de los medios tradicionales

Ibai y el desafío de los medios tradicionales

Si aun queda alguien que no conozca a Ibai Llanos tan solo tiene que preguntar a la persona más cercana de la veintena de edad en la familia, porque seguramente haya crecido y compartido más experiencias con el bilbaíno que con muchos amigos e incluso familiares. Es así, Ibai es sensación generacional que desde el inicio de su carrera mediática ha compartido el éxito con sus seguidores, conformando así una experiencia bidireccional clave en su éxito.

Su carrera comenzó como comentarista de Esports (competiciones de videojuegos) con tan solo 19 años y desde este momento ya se pueden destacar las cualidades que posteriormente le han hecho triunfar en YouTube y Twitch. El desparpajo y la energía que derrocha como narrador, para nada convencional y que es comparable con la espontaneidad del fantástico Andrés Montes, lo hizo rápidamente protagonista de estos eventos. Además, se paseó por el plató de programas como La Resistencia.

Ahora forma parte de G2 Esports, una empresa española dedicada al gaming. Por el camino ha vuelto a comentar en la Superliga Orange y en la la Red Bull Batalla de los Gallos, también ha presentado un late night para U-Beat. La reciente coronación como mejor streamer del mundo por los Esports Awars estadounidenses, además de las entrevistas y apariciones con celebridades en su canal de Twitch lo han catapultado aún más.

Los futbolistas, una especie de famoso al que cada vez le gustan menos la televisión, son protagonistas en su canal. Ya eran algo normal ver a Ibai junto a Borja Iglesias, delantero del Betis, o Courtois, portero del Real Madrid, pues están involucrados directamente en la industria del gaming.

Posteriormente se sumó Kun Agüero, delantero del Manchester City y de la selección argentina, que durante una larga lesión decidió sumarse al mundo de la retransmisión en directo. Más sorprendente aún fue cuando Neymar se puso en contacto con Ibai para aparecer en su canal. El brasileño, que esquiva lo máximo posible los medios españoles por su mala experiencia cuando jugaba por el Barça, jugó con él al popular Among Us (un sencillo videojuego cooperativo), en directo, entre broma y broma y hablando en español. 

Días después C. Tangana lanza una nueva canción y ese mismo día contacta a Ibai y se presenta en su casa de G2 (comparte hogar con otros streamer de la misma empresa) para tomarse unas cervezas mientras analizan el videoclip de Tú Me Dejaste de Querer y posteriormente jugar en directo con otros streamers.

Cuando parecía que el canal de Twitch de Ibai no podía ir más lejos, el pívot de la selección española y de la NBA, Marc Gasol, se puso en contacto con él para pedirle hacer un directo y hacer oficial su fichaje por Los Ángeles Lakers. Minutos después de hacerse oficial el traspaso, Ibai comienza un directo sorpresa con conexión con la estrella del baloncesto. Pone un tweet para avisar a sus seguidores, le interrumpe en dos ocasiones durante los primeros 5 minutos de directo para abrir la puerta a su perro, le realiza una entrevista y repasan el vídeo de Marc emborrachándose en la rúa de los Toronto Raptors cuando fue campeón de la NBA. 

Cartel Cortometraje Unboxing Ibai Cartel Cortometraje Unboxing Ibai

Cartel Cortometraje Unboxing Ibai

Además, el pasado día 24 se estrenó en el canal de YouTube de Netflix un cortometraje protagonizado por Ibai y dirigido por Jaume Balagueró ([•REC], 2007) con motivo promocional del lanzamiento de PS5, la nueva consola de Sony.

La crisis de los medios tradicionales

Seguramente más de un periodista ha sudado viendo estos directos con C. Tangana o Gasol. Hablamos de interrupciones, preguntas a vuela pluma, carcajadas constantes e intrusiones sonoras de los espectadores (en Twitich, cuando una persona hace una donación, puede escribir un mensaje que es reproducido por una voz mecánica).

Hay que comprender que no hay ningún manual de estilo para el streaming y que la naturaleza de Ibai es tan espontánea como el boom de internet. Es en sí la representación de la informalidad, la ruptura con los cánones clásicos del periodismo y la representación de las nuevas generaciones, un paso más lejos del estilo de Broncano en La Resistencia, solo que aquí hablamos de un chico retransmitiendo para miles de personas desde su casa. No hay sistema de producción, ni guionistas, tampoco hay pausas publicitarias, no hay formato

Por mucho que los medios tradicionales se empeñen en criticar esto, en convertirlo en banal o de mal gusto, la realidad es que cientos de personas retransmiten en directo cada día sus partidas de videojuegos o simplemente hablando a cámara y atraen una gran cantidad de seguidores. Mientras los espectadores estén ahí, no estarán leyendo ningún periódico ni viendo la televisión. Cuando antes era un honor ser entrevistado por Ramón de la Morena, ahora, los deportistas de élite prefieren a Ibai.

Periodistas de todo el país han reflexionado estos días sobre si lo que hace el joven locutor es o no periodismo, sobre si es culpa de los medios tradicionales o de los propios entrevistados el hecho de que no aparezcan en estos, pero la inmensa mayoría coinciden en la conclusión. El concepto de periodismo se ha diluido y es casi imposible de definir con exactitud, además, las redes sociales, que en primera instancia sirvieron de apoyo para los medios tradicionales, se han convertido en completos protagonistas. 

Ahora mismo, la realidad es que los grandes diarios deportivos del país se han resignado a introducir insertos de estos directos a modo de artículo. Los medios dejan de estar al pie de la noticia y se alimentan de las redes sociales, se ha invertido el orden por completo. Si algo es viral, se hace viral en las redes sociales y, a posteriori, los medios tradicionales hablan sobre ello.

Los artículos en los que se trata de escandalizar al público convencional con las supuestas cifras de beneficios o su estilo de vida han causado mucho más rechazo hacia los medios que las han emitido que hacia las figuras que trataban de perjudicar. Quizás la solución pase por un matrimonio de conveniencia en el que se consiga contar con personas como Ibai para proyectos convencionales mientras los medios tradicionales se adaptan al nuevo panorama.

Recetas como su contratación para comentar los partidos de baloncesto de los próximos Juegos Olímpicos pueden ser un parche. Podría analizarse si la tendencia de apariciones, declaraciones y, por tanto, atención relacionada con las figuras más influyentes del panorama del país termina haciéndose común en plataformas de streaming o si el caso de Ibai es una excepción relacionada con la magnitud de su persona como figura pública.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios