Junta, sindicatos y empresarios abordan los últimos flecos del decreto del golf

  • El Consejo de Gobierno de la Junta aprobará el decreto en el mes de febrero

Comentarios 0

La Junta, sindicatos y empresarios abordan en el seno de la comisión permanente del Consejo Andaluz de Turismo los últimos flecos del decreto sobre los campos de golf, con vistas a que éste pueda ser aprobado por el Consejo de Gobierno de la Junta en el mes de febrero.

Este órgano consultivo y de asesoramiento de la Junta de Andalucía en materia de turismo está integrado por los miembros de la Mesa del Turismo (Consejería, CEA, UGT y CCOO) así como representantes de la FAMP, de las organizaciones de consumidores y usuarios y expertos de reconocido prestigio en materia de turismo.  

Ya esta semana la Junta de Andalucía, los sindicatos UGT-A y CCOO-A y la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA) se reunieron en el seno de la Mesa del Turismo para debatir sobre el borrador de decreto sobre los campos de golf, de manera que esperan tener un documento definitivo en unos días.

De hecho el consejero de Turismo, Comercio y Deporte, Sergio Moreno, precisó que el decreto ya está consensuado con el sector "en sus elementos esenciales" y recordó que el Consejo Andaluz de Turismo "es el órgano consultivo que prevé la ley para establecer el informe preceptivo de todas las normas del sector".

Fuentes empresariales citaron esta semana que entre los puntos que quedan por perfilar la forma en que se ubicarán los hoteles en los campos de golf de interés turístico, determinar la densidad a la hora de construir viviendas en los campos, determinar el diseño de los campos o el establecimiento de la modalidad de campos de golf rústicos, cuestiones que "quedan abiertas para las próximas reuniones".

Para los empresarios "se debe buscar un decreto bueno y lo más operativo posible, que permita ampliar el número de campos en la Comunidad y apoye al sector, y que no sea un decreto tremendamente legislativo que luego frene de alguna manera el desarrollo de este segmento importantísimo en Andalucía".  

Los empresarios valoraron la "línea constructiva y de diálogo" emprendida por todas las partes y aseguraron que "sólo quedan por perfilar algunas cuestiones sobre todo de carácter técnico, sobre el  diseño interno de los campos y su posible modificación y aclarar el número de viviendas que podrán incluirse en los campos de interés turístico". Sobre esta últimas cuestiones los promotores urbanísticos se remitieron a "lo que marcan los estándares de suelo urbanizable de la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA)".

Entre sus alegaciones, los empresarios andaluces demandaron introducir en el decreto que regulará el establecimiento de campos de golf la figura del golf rústico en zonas naturales como apoyo al turismo rural y reiteraron que la adecuación de las actuales instalaciones a la nueva norma se debe establecer "sin perjuicio de que no se cumplan algunos de los requisitos del decreto por razones estructurales". De esta manera, los empresarios están de acuerdo con que se adapten a las exigencias medioambientales y sobre el uso de agua "pero no podemos aceptar que tengan que adaptar a aspectos estructurales del campo".

Por su parte, fuentes del sindicato UGT-A planteó en torno a unas 20 alegaciones sobre diversas cuestiones, como aspectos medioambientales, que fueron remitidas tanto a la Consejería de Medio Ambiente como a la de Obras Públicas para que den el visto bueno con carácter previo, o la configuración de la comisión técnica "que queremos que estén bien configurada para que el Consejo de Turismo tenga un papel importante en el otorgamiento de un campo de interés turístico". 

Oferta alojativa

También UGT presentó otra serie de alegaciones "para que la oferta alojativa sea predominante sobre la oferta residencial". Sobre ciertas cuestiones de carácter estructural de los campos, como suavizar distancias entre ejes de calles o distancias entre edificaciones y el campo de golf, UGT consideró que "deben ser analizadas en cada caso", de manera que "si no se cumple alguno de los requisitos, se subsane o se compense con otras cuestiones como la calidad de las instalaciones".

No obstante, en ese sentido, apuntó que los sindicatos "seremos exigentes y si no reúnen los requisitos y no tienen determinados estándares de calidad, la puerta para construir edificaciones de uso residencial que suponen los campos de golf de interés turístico no se abriría; no podemos bajar el listón de la calidad".

más noticias de ANDALUCÍA Ir a la sección Andalucía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios