Muere un joven albañil de 17 años al caer desde un andamio de dos metros

  • CCOO denuncia que según el convenio de la construcción un menor no puede trabajar en sitios peligrosos y debe estar acompañado de un tutor · Se trata de la sexta víctima mortal en el tajo en lo que va de año

Comentarios 1

Un joven albañil de tan sólo 17 años murió ayer en La Carlota mientras estaba trabajando. Según los primeros indicios, el menor estaba subido en un andamio cuando por causas que se desconocen se precipitó desde una altura de dos metros. En principio, el joven falleció al golpearse en la caída, supuestamente en la cabeza. Pero de momento, las dudas se ciernen sobre el origen de esta tragedia.

El accidente se produjo poco antes de las 14.00 en la obra de construcción de una vivienda en el polígono industrial Gallardo, en la calle La Intendencia número 115, promovida por la empresa Hermanos Morilla, una firma familiar de La Carlota. En un principio, el joven fue evacuado en ambulancia hasta el centro de salud carloteño. Sin embargo, fuentes sanitarias explicaron que el menor ya no respondía de forma positiva a ningún sistema de reanimación antes de ser trasladado.

El caso ya está en manos del equipo de la Policía Judicial de la Guardia Civil e investigado por funcionarios de la Inspección de Trabajo. La instrucción corresponde al Juzgado de Posadas. Sin embargo, la investigación aún no ha podido determinar las causas exactas de la muerte del joven, cuyo cadáver fue trasladado a primera hora de la tarde a la sede de Instituto Anatómico Forense de Córdoba, donde le será practicada la autopsia. No existen testigos del suceso, que se produjo en la parte trasera de la vivienda.

El secretario del Sindicato Provincial de Construcción de CCOO, Andrés Pozuelo, insistió en la "rareza" de un suceso, sobre todo porque "aparentemente se cumplían todas las medidas de seguridad" y porque "tal y como está el andamio es imposible que se caiga un trabajador". Según el último convenio de la construcción -firmado en junio de 2007- un menor de edad no puede trabajar en el sector a no ser que cuente con un contrato de formación. Este convenio precisa que un menor no puede trabajar en zonas peligrosas, como es un andamio, y que además siempre tiene que estar acompañado de un tutor. Fuentes de la investigación aseguraron que el menor estaba contratado de forma legal. Los sindicatos piden claridad y rapidez a la investigación y muestran sus cautelas. "Todo es confuso", insistió Pozuelo, que puso en duda que el andamio en el que se produjo el accidente no hubiera sido manipulado con posterioridad al suceso.

El siniestro ha causado una enorme conmoción en La Carlota. Ayer, decenas de jóvenes, amigos del fallecido, lloraban a las puertas del centro de salud carloteño. La muerte de este menor de edad en el trabajo eleva a seis el número de personas que han fallecido en accidente laboral en lo que va de año en la provincia. El entierro será hoy.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios