El PP da por perdida la Alcaldía tras el pacto entre PSOE y Ciudadanos

  • El alcalde en funciones asegura que "Francisco Cuenca tiene un 99,9%" de hacerse con el bastón de mando. Podemos e Izquierda Unida también muestran su apoyo al nuevo gobierno.

Francisco Cuenca será el próximo alcalde de Granada. Así lo cree al menos el actual alcalde en funciones del PP, Juan García Montero, que ayer intentó por todos los medios que el Ayuntamiento recobrara una normalidad imposible desde el estallido de la operación Nazarí. A su juicio, el candidato socialista tiene todas las papeletas de convertirse en el nuevo regidor de la ciudad dado el apoyo manifestado ayer por los grupos de la oposición a esta alternativa. "La situación para el futuro es complicada. Según la sucesión de hechos Francisco Cuenca será al 99,9% alcalde de la ciudad", dijo García Montero, quien aprovechó para advertir a los socialistas de las dificultades de gobernar en minoría: "Gobernar con ocho concejales y teniendo como aliado a Francisco Puentedura -de Izquierda Unida- es una locura", añadió.

García Montero se mostró a favor de facilitar los trámites de la investidura del futuro alcalde sea del signo que sea, aunque garantizó que ellos todavía tienen fuerza para pelear por que sea del PP el finalmente elegido para lograr el bastón de mando. El candidato popular a la Alcaldía sería el actual concejal de Bienestar Social, Fernando Egea, aunque García Montero lo dejó en manos del presidente del PP de Andalucía: "El que decida Juanma Moreno será el mejor".

García Montero reiteró su apoyo al ya ex alcalde de Granada, José Torres Hurtado y la ex edil de Urbanismo, Isabel Nieto: "Creo en la honestidad de José Torres y en la integridad inexpugnable de Isabel Nieto, una mujer que ha hecho un papel realmente importante".

Mientras tanto, García Montero defendió la necesidad de mantener la agenda municipal con total normalidad. "Entendemos que el día a día tiene que seguir. Este fin de semana celebraremos la inauguración de la Feria del Libro y la Biblioteca de las Palomas", dijo García Montero, que añadió que la próxima semana coincidiendo con el final del mes también se celebrará el pleno ordinario previsto.

De este modo, el cambio de gobierno en la capital granadina parece ya inevitable. Sólo queda dilucidar cuál será el método elegido para llevarlo a cabo. La opción de la moción de censura pierde fuerza. Ayer, Podemos no apoyó la iniciativa en este sentido, que sí firmaron el PSOE, Ciudadanos (C's) e Izquierda Unida, lo que hace pensar que la alternativa más factible para hacer efectivo el cambio de gobierno es un pleno de investidura. Podemos advirtió que la moción de censura podría derivarse en un "laberinto jurídico" que retrasaría y "obstaculizaría" el cambio.

De lo que no hay duda es de que Podemos quiere "desalojar" al PP del gobierno local. Así lo aseguró ayer la portavoz del referido grupo, Marta Gutiérrez, quien trasladó a los medios las lagunas que pueden existir en torno al proceso, pero al mismo tiempo insistió en que su partido llegó al Ayuntamiento con el objetivo de contribuir al "cambio de aires" de la gestión municipal.

Con esas consignas claras, el relevo de color político en la Alcaldía -salvo gran sorpresa de última hora- parece cuestión de tiempo. Tal es así, que Gutiérrez reconoció que en caso de llegar a un pleno de investidura el respaldo favorable a la candidatura del socialista Francisco Cuenca sería la posición de voto del partido que representa a Podemos.

Por su parte, el líder de los socialistas confirmó que tiene el apoyo de todos los grupos de la oposición para encabezar la permuta en el gobierno del Ayuntamiento ya sea a través de una moción de censura o de un pleno de investidura.

Cuenca admitió ayer que el hecho de que el alcalde, José Torres Hurtado, dimitiera en la tarde del pasado lunes arroja una serie de dudas "técnicas y jurídicas" sobre el método sobre el que fundamentar el cambio.

El pacto al que han llegado los artífices de lo que puede ser un acuerdo cuatripartito aunque sin repercusión en tareas de gobierno parece ya definitivo. Tanto Ciudadanos como Podemos han insistido en repetidas ocasiones que no tienen interés alguno en ocupar responsabilidad en el futuro equipo. Tampoco lo ha marcado como prioridad el edil de IU, Francisco Puentedura, aunque no sería descartable que con tal de imprimir mayor consistencia a la gestión municipal se contara con él para que ocupar alguna concejalía.

El pleno de investidura podría celebrarse el 4 o 5 de mayo, si como indicó el alcalde en funciones, se tramitan todos los pasos con "agilidad" para cerrar el proceso cuanto antes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios