Un joven de Ronda muere de peritonitis tras acudir en dos ocasiones al hospital

  • La familia del paciente denuncia en los juzgados el cúmulo de errores médicos cometidos

Comentarios 9

Un cúmulo de errores médicos han llevado a la muerte a Luis Alberto Ramírez, de 24 años. Así lo considera su familia que denunció ayer que un conjunto de supuestas negligencias encadenadas, no supieron detectar una peritonitis, fueron fatales para Luis Alberto. Por eso, han presentado ya una denuncia ante el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Ronda contra dos facultativas de Urgencias del Hospital de esta ciudad, contra un médico de primaria del consultorio de Gaucín, localidad donde residía, y contra el Área Sanitaria Serranía de Málaga.

"Queremos que sean apartados de su carrera", dijo ayer María José, hermana del fallecido. Con tono sereno explicó que en este caso fallaron dos altas médicas en las Urgencias del Hospital, despachadas con fármacos contra el dolor y una analítica que dio como resultado, días después, una errónea afección a causa de una bacteria. Falló que, pese a estar de urgencia, el médico de Gaucín no acudiera a casa de este joven cuando lo llamó su familia. Y también falló un diagnóstico apresurado de ese mismo facultativo. Al final, falló una ambulancia que nunca llegó a Gaucín horas antes de morir Luis Alberto; el único vehículo sanitario de que dispone el Valle del Genal prestaba otro servicio.

La Consejería de Salud anunció ayer que ha abierto una investigación interna para aclarar lo ocurrido en este caso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios