El "amigo Pancho" regala el lema al PSOE

Comentarios 2

La anécdota la relató el propio José Antonio Griñán en su intervención. Según contó, el lunes se reunió con Susana Díaz, secretaria de Organización, y Miguel Ángel Vázquez, secretario de Comunicación, para discutir los lemas que les sugieren expertos en comunicación para la precampaña socialista para las autonómicas.

Por suerte, Griñán se encuentra a la salida de la sede regional con un "viejo amigo, simpatizante y perseverante votante socialista desde 1977". Éste le agarra por el brazo y le pregunta: "Pepe, ¿vamos a ganar?", y seguidamente se responde: "Yo estoy seguro". Este amigo le explica: Rajoy ya reconoce que hay que hacer sacrificios, y ellos se presentan como el cambio, lo cual es como decir que llevar pantalones bombachos es ir a la moda.

Antes de despedirse, el viejo amigo le da un consejo: "Hagamos nuestro propio camino". Griñán cae en la revelación: este amigo, al que nombra como Pancho, le ha dado el lema, y hashtag (almohadilla de Twitter).

Un día antes el PSOE había presentado el eslogan, pero fue ayer cuando se entregó a él. Un llamativo montaje recibía a los asistentes al comité director, con una vía verde (parecida a un carril bici) trazada desde el recibidor hasta el escenario. Unos paneles informativos, de la A-2012, detallaban las ideas fuerza del partido: ayuda a la dependencia, empleo; educación y sanidad pública e investigación.

Griñán recorrió la carretera-alfombra en un abrazo conjunto con Manuel Chaves y Marcelino Iglesias, de la ejecutiva federal, Susana Díaz, y Rosa Torres. Se abrieron las puertas y en los altavoces sonó un canto a la lucha contra los tópicos ("háblame de besos curanderos y dame cervecita y caracoles"), la canción Háblame del sur, de El Arrebato.

La contribución de Pancho la aprovechó Susana Díaz, quien abrió el turno con una cita a Antonio Machado ("Caminante, no hay camino…"). Díaz habló como "su amiga" y piropeó a Griñán: un hombre honrado, honesto, recto, un maestro, poseedor de un verbo fácil, a quien se puede ver fácilmente hablando de fútbol o cine en el Parlamento, un entrenador, gran padre, marido y compañero, un gran hombre, un socialista en definitiva. A la altura de otros destacados líderes socialistas, como Felipe González, Alfonso Guerra y Manuel Chaves, le puso Marcelino Iglesias. El secretario de Organización se reitera en llamarle José Antonio, no Pepe como le gusta que le llamen. Como le llama su "amigo Pancho", por ejemplo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios