Las batidas en las marismas no ofrecen pistas sobre Mari Luz

Comentarios 0

Continúa la incertidumbre sobre el paradero de Mari Luz Cortés, la niña de 5 años desaparecida hace ya una semana. Su padre, Juan José, se mostraba ayer más animado y convencido de que la familia está más cerca de encontrar a la pequeña, mientras agradecía el apoyo de los vecinos en la búsqueda de su hija. Eran los prolegómenos de las labores de búsqueda de la menor, pero de nuevo la batida resultó infructuosa.

La búsqueda se realizó en varios frentes. Uno de ellos lo llevaron a cabo ciudadanos del municipio por la propia localidad. En otro recorrido, un grupo de voluntarios, conformado por unos 50 bomberos, policías y miembros de asociaciones llegados de Sevilla, recorrieron de nuevo el paraje Marismas del Odiel en busca de una pista sobre el paradero de Mari Luz. Tras haber rastreado la mitad del paraje el viernes, ayer los voluntarios acudieron con más maquinaria para encontrar algún rastro, aunque sin éxito. Otras quince personas volvieron a examinar una zona que ya ha sido inspeccionada, pero con la intención de hacer un rastreo más minucioso en las arquetas, malezas, y solares en zonas aledañas a El Torrejón, donde reside Mari Luz.

Todas estas labores de búsqueda se complementan con la investigación policial, que por el momento no está dando resultado. Sin descartar ninguna hipótesis, la Policía Judicial está explorando de nuevo el recorrido que supuestamente realizó la niña de vuelta a casa después de comprar en el quiosco las chucherías, por si pudiera hallar alguna pista.

más noticias de ANDALUCÍA Ir a la sección Andalucía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios