sevilla f.c.

Según el cristal...

  • Luis Fabiano se inquieta ante la cercanía del final de su contrato y desdice a Del Nido al cifrar su libertad en 11 millones y no en 60 como defiende éste · El brasileño se abre a seguir si el Sevilla entrara en Champions

Comentarios 1

Es normal que ocurran estas cosas. El fútbol es así de interesado y no pilla de nuevo a casi nadie que un futbolista quiera utilizar una posición de fuerza -en este caso su explosión goleadora corroborada con el pichichi- para exigir, pedir o amenazar como si se hubieran esfumado los años en los que la gente del club, sobre todo Monchi, estuvo capeando el temporal mientras mantenía vertical ante las críticas el mástil de su crédito.

Luis Fabiano dejó en el aire el debate sobre su futuro, sobre su valor en el mercado y sobre el control que el Sevilla pueda tener sobre su contrato en un momento dado. El internacional brasileño se ve ante la oportunidad de su vida y el Sevilla ha tenido la mala suerte -o la buena- de cruzarse en su camino. Hace unos días, justamente una semana, José María del Nido se las prometía muy felices haciendo público un blindaje para tranquilidad de los sevillistas cifrando su libertad en 60 millones de euros y dejando a la sociedad que posee el 65 por ciento de sus derechos como un cero a la izquierda a la hora de decidir sobre su futuro. Ayer, O Fabuloso o el Iluminado, como también empieza a conocérsele, desdijo a su presidente dando su particular versión sobre lo que le costaría a un club interesado en sus servicios sacarlo del Sevilla, 11 millones de euros.

"Mi precio es de 11 millones. Tengo un contrato con el Sevilla y con el grupo (GSI) que pone que es 11 millones, no 60. No entiendo por qué dice eso el presidente. Él dice que son 60, pero habrá que mirar el contrato otra vez. Si yo hubiese querido me hubiera ido al Manchester City, pero no llegamos a un acuerdo porque el contrato no me gustaba". Así de rotundo se mostró el brasileño, quien ya tiene claro que cumplirá la segunda vuelta en el Sevilla en una Liga en la que además no le va muy mal. Ahora bien, sus ganas de quedarse o de encontrar esos 11 millones dependerá de qué competición europea juegue el equipo blanco la próxima temporada. "Se acerca el final del contrato y si me quedo, es difícil que pueda renovar porque la empresa va a querer vender". ¿Y si el Sevilla juega la Champions el año que viene?, le preguntaron. "Hombre, estos meses son clave para saber si me quedo o me voy. Si el Sevilla está en competición europea, entrarán más ingresos en el club y será más fácil que me quede", dejó claro y deslizando también lo que Del Nido avanzó hace una semana, que la negociación para su renovación se antoja dura por la posición de fuerza que actualmente tiene el futbolista, que hasta se le escapan ciertas cosas: "Estoy más tranquilo y ya no puedo hacer nada, sólo pensar en mi trabajo. Quiero seguir haciendo una buena temporada y ya habrá tiempo de hablar con Del Nido para la renovación".

Más genéricamente, Luis Fabiano también tuvo tiempo para hablar de las posibilidades del Sevilla en uno de sus retos personales, la Champions. Y Huelva tiene mucho que decir. "Si queremos jugar tres competiciones la próxima temporada, no podemos pinchar en Huelva y tenemos que ser el Sevilla de la pasada temporada. Fuera de casa estamos sufriendo mucho y tenemos que ganar como sea, como ante Osasuna, para acercarnos a nuestro objetivo. No sé ni qué día jugamos la Champions. Sólo pienso en hacer las cosas bien en la Liga", espetó, al igual que tampoco le quita el sueño -al menos eso dice- su pelea con Diego Milito. "No quiero pensar en ser pichichi, sino en jugar en la Champions, participar en Europa", recalcó.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios