El pasaje, a punto

  • Sterbik y la defensa saldan con contundencia el duelo en Macedonia y España se queda a las puertas del pase

La selección española de balonmano puso pie y medio en el próximo Campeonato de Europa de Dinamarca 2014 tras imponerse por 17-24 a Macedonia con una auténtica lección defensiva, especialmente en el primer tiempo, dejando en sólo siete goles (7-13) al conjunto balcánico. El gran responsable fue el portero Arpad Sterbik, que desesperó a los lanzadores locales con paradas de todo tipo, evidenciando su condición de mejor guardameta del momento.

La agresividad, la concentración y la rapidez de piernas del conjunto español convirtieron el 6-0 defensivo en un muro infranqueable para Macedonia, que veía con desesperación cómo cada uno de sus ataques moría, bien en el cuerpo de Sterbik, bien en los brazos de algún defensor.

Evidenciaba el pesar local el rostro de Kiril Lazarov, el temible cañonero del Atlético de Madrid, tras errar los tres lanzamientos, incluido un penalti, que intentó antes de verse obligado a abandonar la pista a los 18 minutos por lesión. Esta baja lastró más aún el irreconocible ataque balcánico. El croata Ivica Obvran, quien se estrenó ayer como seleccionador macedonio, buscó el juego con el pivote, una excelente noticia para España, que no paró de robar balones para dar rienda suelta a fulgurantes transiciones.

El protagonismo en el ataque español recayó en la primera mitad en el pivote Rafa Baena, sustituto de Aginagalde, quien sí aprovechó cuantos balones le hicieron llegar sus compañeros a la línea de seis metros.

España supo manejar en el segundo tiempo la renta de seis goles y sin necesidad de apretar atrás amplió su ventaja. La inteligencia de Chema Rodríguez, la efectividad de Carlos Ruesga y, cómo no, las paradas de Sterbik permitieron al equipo de Valero Rivera alcanzar una máxima diferencia (13-21) de ocho goles. España volverá a cruzarse el domingo, en Guadalajara, con Macedonia.

Macedonia: Ristovski; Temelkov (2), K. Lazarov, Mirkulovski (3), Mojsovski (3, 1p), Nedanovski (3) y Stoilov (1). También jugaron Angelov (ps), Majnov, Jonovski, Markoski, Dimovski (2), Kuzmanovski, Georgievski (2), F. Lazarov (1p) y Ojleski. España: Sterbik; Víctor Tomás (5), Maqueda (1), Gedeón Guardiola, Morros, Antonio García (1) y Rivera Folch (3). También jugaron Sierra (ps), Rocas, Raúl Entrerríos (3), Chema Rodríguez, Cañellas, Montoro (4), Ruesga (3), Baena (4) y Ariño. Parciales: 0-1, 0-3, 2-6, 4-9, 5-11 y 7-13, 8-14, 10-16, 13-20, 14-21, 15-23 y 17-24. Árbitros: Stark y Stefan (rumanos). Incidencias: Partido de la 3ª jornada de la fase de clasificación para el Europeo de Dinamarca disputado en el Boris Trajkovski de Skopje ante 6.963 personas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios