El Gobierno espera que Standard and Poor's reconsidere la nota de España

  • Sáenz de Santamaría considera que la degradación anunciada por la agencia no se corresponde con la percepción actual que los mercados tienen de la economía española.

Comentarios 2

El secretario de Estado de Economía, Fernando Jiménez Latorre, ha dicho que al Gobierno le ha sorprendido la decisión de Standard & Poor's de rebajar hasta el borde de bono basura la nota de la deuda española, una decisión que espera reconsidere una vez se vayan cumpliendo los objetivos marcados. "Nos ha sorprendido, no esperábamos este cambio", ha señalado Jiménez Latorre, que ha dicho que el Ejecutivo no está de acuerdo en algunos de los criterios utilizados por la agencia para rebajar la calificación de España. Así, según Jiménez Latorre, el Gobierno no está de acuerdo en que, tal y como apunta la agencia, las tensiones presupuestarias y la próxima celebración de tres elecciones regionales hagan aumentar las tensiones entre el Gobierno central y los autonómicos, lo que, en opinión de S&P, "probablemente limitará las opciones políticas del Gobierno central".

Según ha explicado el secretario de Estado de Economía, este aspecto no va a incidir en las reformas estructurales que tiene en marcha el Gobierno ni tampoco en el proceso de consolidación de las cuentas publicas. "La voluntad del Gobierno de continuar con las reformas y corrigiendo la desviación del déficit es absoluta", ha dicho Jiménez Latorre, que se ha mostrado confiado en que "la agencia pueda reconsiderar la calidad de la deuda pública española, una vez se vayan cumpliendo los objetivos marcados". En este sentido, y preguntado por una posible rebaja de otra agencia, en referencia a Moody's, Jiménez Latorre ha explicado que de momento "no hay nada sobre la mesa".

El Gobierno cree que la rebaja no refleja la opinión de los mercados

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz Santamaría, ha afirmado que la rebaja de la deuda soberana de la agencia de calificación Standard and Poor's no se corresponde con la percepción actual que los mercados tienen de la economía española. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Sáenz de Santamaría ha señalado que el informe de la agencia "no coincide con lo que dicen los mercados sobre la deuda española y cómo nos financiamos" y ha puntualizado que en muchos de estos documentos no se tienen en cuenta las reformas adoptadas por el Gobierno en el mes de julio relativas a gastos e ingresos.

Asimismo, la vicepresidenta ha señalado que el Ejecutivo trabaja para mejorar la coordinación entre el Gobierno central y las CCAA y señaló como ejemplo de ello el acuerdo en materia de déficit público alcanzado en la última Conferencia de Presidentes celebrada la semana pasada.

Preguntada por las tensiones a las que se refiere la agencia de calificación, Sáenz de Santamaría señaló que hay que tener presente que determinadas actuaciones y decisiones generan inestabilidad política y dificultan la financiación de las Administraciones Públicas, ciudadanos y empresas. "La estabilidad política también cotiza en bolsa", dijo gráficamente, antes de alertar sobre declaraciones y decisiones que empeoran la capacidad de crecimiento de los trabajadores y empresarios en toda España, "independientemente de dónde tenga la sede de su establecimiento".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios