Iglesias se 'riveriza'

  • El líder de Podemos exhibe un tono moderado en un encuentro con sus fieles en el Teatro Cervantes de Almería.

Pablo Iglesias encara el ecuador de la campaña electoral con el viento a favor de las encuestas. Pero necesita seguir sumando apoyos como los que le brindaron ayer en Almería el millar de simpatizantes que tuvieron la suerte de encontrar acomodo en el Teatro Cervantes, y el otro millar que se quedó fuera tras haberle birlado el viento la oportunidad de presenciar el acto en el lugar donde estaba previsto, el parque de Las Almadrabillas. El líder de Podemos le pidió a todos ellos que animaran a sus amigos, familiares y compañeros de trabajo para participar en lo que él denomina "el cambio". "Lo estamos tocando con los dedos. Lo tenemos muy cerca. España debe tener ya un Gobierno progresista. Hay que apartar a la corrupción del poder", incidió.

Un mitin de Podemos es un escenario distinto, con una excitante puesta en escena. Iglesias aparece mientras suena la banda sonora de la película Cazafantasmas, todo un himno del que Podemos se ha apoderado. Aun así, la imagen de Podemos ha vuelto a cambiar. El propio Iglesias le ha dado un giro: al patriotismo le ha añadido la serenidad y su discurso se ha riverizado. Sentado en las escaleras de acceso al escenario del Cervantes, habló en un tono moderado, dialogando y sin desgañitarse.

Su mitin en Almería dejó pocas promesas para la provincia y muchos datos del "despropósito de Gobierno de Mariano Rajoy". Iglesias exigió a los socialistas que tengan las "agallas" suficientes para aclarar antes de que acabe la campaña si van a permitir "por activa o por pasiva" que el PP y Mariano Rajoy sigan en el Gobierno tras el 26 de junio, y dejen de "buscar excusas" porque "no las hay". Y tras recordar a los socialistas que "por encima de los rencores" y las discrepancias entre partidos está la necesidad de lograr conformar un Gobierno progresista, se centró en enumerar los motivos por los cuales el PSOE no debería permitir que el PP continúe en el Ejecutivo. "Todo el mundo reconoce que son un partido lleno de corruptos, pero además gestionan mal", insistió. Sin levantarse del suelo, el líder del partido morado reivindicó a Podemos como el partido de la "ley y el orden" frente a los "antisistemas que han provocado la corrupción, aprobado amnistías fiscales, o que tenían cuentas en Panamá".

Pablo Iglesias presentó ayer en sociedad a Julio Rodríguez, ex Jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad) y cabeza de la lista electoral del partido por Almería. "Es un patriota y un valiente capaz de sacrificarse con toda humildad cuando ya tenía su vida hecha. Voy a explotar de orgullo cuando vea a Julio Rodríguez en el Congreso", recalcó.

Por su parte, Rodríguez apeló al voto de los "patriotas de verdad" frente a los que se hacen llamar "patriotas" pero que "juegan con el miedo y no hablan de los dos grandes problemas de este país que es la corrupción y el desempleo sino que prefieren hablar de Venezuela".

"Patriotismo es el de la gente que va a trabajar por las mañanas, el de los autónomos, esos sí son patriotas", manifestó el ex Jemad, quien aseguró que el proyecto de Podemos también cuenta con muchos de ellos, que son personas "de mirada amplia, corazón generosa, profesionales e intelectuales". Rodríguez intervino ante un aforo en el que sólo había banderas de Podemos y de Andalucía, y ninguna del PCE ni de IU ni republicanas que sí habían tenido presencia hasta ahora en la mayoría de los mítines de Unidos Podemos.

En el mitin intervinieron también el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, la candidata por Madrid Irene Montero y el responsable de Relaciones con la Sociedad Civil, Rafael Mayoral, quien acusó a la presidenta andaluza, Susana Díaz, de "fomentar el rencor y el enfrentamiento entre los pueblos de nuestro país". Se refirió así a las declaraciones de Susana Díaz cuando afirmó que los votos de los andaluces "no servirán para pagar los privilegios de Ada Colau y los independentistas". "Se la ve empachada de naranjas", dijo tras invitar a la presidenta andaluza a dejar de mirar al pasado y estar "a la altura de los tiempos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios