Sarkozy reconoce que el sistema colonial francés fue "injusto" con Argelia

  • El presidente galo cierra contratos millonarios con su homólogo Buteflika en Argel

Comentarios 0

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, criticó el pasado colonial de su país en Argelia, pero pidió no detenerse en ese pasado y mirar al futuro para apuntalar las relaciones bilaterales.

En un discurso pronunciado ante un grupo de empresarios de los dos países, Sarkozy recordó que tenía siete años cuando terminó la guerra de Argelia en 1962, y aseguró que su intención es rendir homenaje a "las víctimas de los dos lados" de ese sangriento conflicto.

Insistió también en la necesidad de "combatir el antisemitismo, la islamofobia y el racismo", y situó su actual visita a Argelia "para hablar del futuro y construir entre nuestros dos pueblos una relación excepcional".

La visita de Estado de Sarkozy a Argelia, iniciada el lunes, fue objeto de críticas por parte de un sector de la clase política y del propio Gobierno argelino, que le reprochan su negativa a presentar las excusas oficiales de Francia por su pasado colonial.

En el terreno económico, el presidente francés confirmó que durante su estancia en Argelia se espera la conclusión de contratos con firmas de su país del orden de unos 5.000 millones de euros.

Sarkozy y su homólogo argelino Abdelaziz Buteflika firmaron importantes acuerdos en los ámbitos del nuclear civil, la petroquímica y el gas natural.

El acuerdo sobre "el uso y el desarrollo de la energía nuclear con fines pacíficos" que cubre todos los campos de la cooperación en materia de energía nuclear civil, es el primero de este tipo firmado entre Francia y un país musulmán.

El texto engloba la investigación, la transferencia de tecnología, la formación, producción de electricidad así como la prospección y explotación de uranio.

más noticias de MUNDO Ir a la sección Mundo »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios