El Maestranza acogerá el próximo enero la gala de los Premios Forqué

  • El acto se hará por primera vez fuera de Madrid como gesto de "reconocimiento" al cine andaluz

El Teatro de la Maestranza acogerá el 14 de enero de 2017 la ceremonia de entrega de los Premios Forqué, creados hace 21 años por la Entidad de Gestión de Derechos de los Productores Audiovisuales (Egeda) para promocionar las producciones nacionales y conocidos, como se recordó ayer varias veces, como "la antesala de los Goya". En la que será su vigesimosegunda edición, los galardones se entregarán por primera vez fuera de Madrid. El gesto supone un inequívoco "reconocimiento" de la industria nacional -de los productores, en este caso- al sector cinematográfico andaluz, como subrayaron todos los participantes en la presentación en el Maestranza, organizada con gran pompa institucional, canapés y photocall y seguido por una nutrida representación de profesionales del cine.

En el acto, conducido por la actriz sevillana Ana Fernández, se dejaron ver señaladas personalidades de la industria española, como el productor Agustín Almodóvar, pero especialmente del sector en Andalucía: los productores Gervasio Iglesias y Antonio Pérez, los directores Santiago Amodeo, Paco Baños, Benito Zambrano, Juan Miguel del Castillo, Álvaro Begines y Gonzalo Bendala, los actores Antonio Dechent, Natalia de Molina, Maripaz Sayago, Sebastián Haro y Alfonso Sánchez, o el director del Festival de Cine Europeo de Sevilla, José Luis Cienfuegos, entre muchos otros A todos ellos se dirigió en su discurso el presidente de Egeda, Enrique Cerezo, en el que explicó que la elección de Sevilla se debe a que es "una ciudad muy importante para el cine, por su belleza y por la existencia de productores, actores y actrices de calidad". Cerezo no dejó pasar la oportunidad de felicitarse por los satisfactorios resultados de la producción nacional en taquilla: hasta el pasado abril, recordó, "varias películas han superado el millón de espectadores" y la cuota de pantalla de obras españolas "superó el 20%". Pero "el cine no es sólo cultura", puntualizó el empresario; es también una industria que necesita una "fiscalidad adecuada" y "medidas para acabar con la piratería".

La consejera de Cultura, Rosa Aguilar, y el delegado municipal de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo, Antonio Muñoz, asistieron al acto, en el que intervinieron también Antonio Pérez, miembro del consejo de dirección de Egeda, y dos ganadores de premios Forqué: los ya citados Natalia de Molina (por Techo y comida, en la más reciente edición) y Benito Zambrano (por Solas, en el año 2000). "Los premios son importantes para promocionar y defender el cine. Hoy el mercado es muy complicado, ya no sólo competimos con los americanos, también están todos los contenidos de internet. Por eso el cine necesita apoyo", dijo Zambrano antes de terminar su discurso apelando directamente a Rosa Aguilar: "Consejera, es vital que defiendas nuestro cine. Hay que seguir trabajando por el cine andaluz".

Cuando le llegó su turno, la consejera afirmó una vez más que el cine es un "sector estratégico" para la Junta y citó como prueba de ello dos leyes actualmente en fase de tramitación parlamentaria: la del Cine y la del Audiovisual Andaluz. Aguilar celebró la llegada de los Premios Forqué "en un momento bueno" para el sector, que en Andalucía generó -en datos de 2014- casi 1.200 rodajes, 78 millones de euros y más de 14.000 empleos. La consejera, convencida de que esta industria "tiene aún más potencial", le prometió a Cerezo que "la Consejería se volcará" para conseguir que Egeda "tenga ganas de volver a Andalucía". En el mismo sentido se manifestó Antonio Muñoz, que expresó su satisfacción ante la constatación de que Sevilla "ocupa un lugar cada vez más importante en la industria audivisual nacional".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios