Marchena acogerá una muestra retrospectiva sobre Eufemiano

  • La ciudad natal del pintor completará la exposición con un ciclo de conferencias

Marchena acogerá esta primavera la primera exposición conmemorativa del pintor Eufemiano Sánchez, a la que seguirá otra en Madrid y probablemente otra en Buenos Aires, las ciudades que más le inspiraron. La Gerencia de su Legado ha querido que la muestra se organice en su ciudad natal para rendir homenaje a un artista olvidado por su tiempo, a pesar de estar considerado como uno de los pilares del academicismo figurativo del siglo XX en España. En la Sala Carreras se podrá contemplar durante un mes una selección de sus cuadros, pero además están programadas otras actividades divulgativas sobre su obra. Entre ellas destaca una serie de conferencias que contarán con la presencia de Matías Díaz Padrón, restaurador jefe del Museo del Prado, y Eloy González, profesor de Historia de la Universidad de Alcalá de Henares, especialistas en la obra de Eufemiano. Matías Díaz Padrón se está encargando de gestionar este estudio en profundidad de la obra de Eufemiano, al que define como "un pintor de raza, independiente, auténtico y en compromiso con su yo".

La Gerencia de su Legado, integrada por los cuatro hijos del artista, está muy satisfecha con esta muestra. Para su hija, Eloísa Sánchez-Amillátegui, es de vital importancia que se reconozca a Eufemiano en su ciudad natal porque "Marchena es su patria chica, fue su primer contacto con el arte", pero sobre todo porque "en su obra hay mucha Andalucía". Además, tanto los familiares como el Ayuntamiento de la localidad pretenden que esta conmemoración se prolongue en el tiempo. Se está estudiando que después de esta exposición se organice otra permanente "que podría ubicarse en la escuela de arte", según apunta su hija, e incluso se está contemplando poner el nombre del artista a una calle.

El proyecto, patrocinado por la Fundación Solventia y publicado en www.eufemiano.org, abarca desde la búsqueda de las obras del pintor hasta la elaboración de un catálogo completo con los casi 1.000 óleos, dibujos y grabados que ya se han recuperado, y que hasta ahora estaban "un poco desperdigados por ahí". Su hija Eloísa se encarga de tratar con los actuales propietarios de las obras, casi todos familiares y amigos del artista que ceden sus originales para el homenaje.

También se están recopilando los textos que dejó el pintor "sobre lo que pensaba del arte, y de cómo se comercializa el arte", que se editarán bajo el nombre Informe sobre pintura.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios