PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

De Afinsa al contrato social

EN mayo de 2006, cuando la Audiencia Nacional intervino Fórum Filatélico y Afinsa, éramos tomados por agoreros del pesimismo los pocos que alertábamos sobre la espiral especulativa y de artificios contables en la que estaba metida buena parte de la sociedad española y el peligro de una crisis muy fuerte. 4.600 millones de euros es el agujero patrimonial que suman ambos pufos y 460.000 el total de afectados, entre ellos muchos sevillanos. Cuatro años después, los jueces les quitan de la cabeza las pocas esperanzas que atesoraban de tener al Estado como responsable subsidiario para recuperar sus ahorros, por no vigilar a dichas sociedades como si fueran bancos o fondos de inversión. Es que no lo eran. Filatélicas que ofrecían intereses más altos que las Letras del Tesoro. Amarga lección la que han aprendido muchas familias. El dinero A o B de las compraventas, las plusvalías y los cobros sin factura es mejor no sacarlo fuera del verdadero circuito bancario y productivo. Así Hacienda somos todos y todos nos salvamos de la quema.

La España que quería ganar más y más dinero a base de pelotazos, sin caer en la cuenta de que la avaricia rompe el saco, y olvidando las vueltas que da la vida, desembocó ayer en la sentencia sobre Fórum y Afinsa, en el primer paso en firme para la reforma del mercado laboral, y en controlar a los envidiados controladores aéreos. Es sólo un aperitivo del contrato social que España se debe a sí misma: pacto de estabilidad presupuestaria, profundo ajuste de los gastos en las administraciones públicas, desapalancamiento inmediato de los sobrevalorados activos inmobiliarios, garantizar las pensiones de la nueva pirámide demográfica; pacto educativo para subir el nivel de todo el sistema desde infantil hasta los másteres, y priorizar las inversiones y la formación en los sectores estratégicos, desde la biomedicina a las energías renovables. Y, cuando salgamos del pozo, no vuelvan a cegarse con los espejismos del dinero fácil.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios