La mayoría de los 'okupas' se marchan de las Casas de la Feria

Un cartel contra los 'okupas' en la urbanización de las Casas de la Feria. Un cartel contra los 'okupas' en la urbanización de las Casas de la Feria.

Un cartel contra los 'okupas' en la urbanización de las Casas de la Feria. / juan carlos vázquez

El alcalde de Carrión de los Céspedes, Ignacio Escañuela, aseguró este jueves que la mayoría de las familias que seguían ocupando de forma ilegal viviendas de la urbanización conocida como las Casas de la Feria se han marchado voluntariamente. El pasado miércoles lo hicieron dos de ellas y, según el seguimiento que está haciendo en la zona la Policía Local -que sin autorización judicial no puede entrar en las casas-, a lo largo del jueves habrían abandonado otras ocho viviendas ocupadas. Según el regidor, sólo quedaría una casa ocupada, mientras que se mantiene un dispositivo especial de vigilancia de la Guardia Civil, incluso durante las noches, para intentar evitar nuevas ocupaciones en el municipio o que se produzcan altercados con el resto de residentes en esta urbanización, que no se llegó a vender de todo por la crisis y es propiedad de un banco.

Los vecinos llevaban meses mostrando su preocupación por las ocupaciones y denunciando un aumento de la inseguridad a raíz de las mismas. Aunque el incidente más grave se produjo el pasado fin de semana, cuando varias personas intentaron entrar en una casa en la que ya viven legalmente otras personas, que estaban en el interior y alertaron a la Policía Local y a sus familiares. El padre de uno de los propietarios recibió varios golpes en la cabeza, por los que han sido imputadas tres personas por un delito de lesiones que, según ha adelantado la Subdelegación del Gobierno en Sevilla, irán a juicio rápido la semana que viene.

Las viviendas vacías se intentarán alquilar ahora a través del registro local de demandantes

Tal como estaba previsto, el regidor se reunió ayer con la entidad bancaria propietaria de los inmuebles que siguen vacíos. Según Escañuela, ésta se habría comprometido a reforzar las puertas y ventanas de las casas, para dificultar la entrada, y a poner vigilancia para que se pueda reaccionar y evitar la ocupación antes de que se produzca. Una vez que se consuma, el desalojo ya depende de la voluntad de quienes están dentro o del proceso judicial que, según edil, ya se seguía en estos casos.

Escañuela asegura además que la entidad se habría comprometido a facilitar el alquiler de las viviendas que siguen vacías en la zona a través del registro municipal de demandantes, comprobando las solicitudes que se presenten, para intentar que se beneficien familias del municipio. El pasado martes, más de 200 vecinos de Carrión de los Céspedes se manifestaron para exigir solución a estas ocupaciones.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios