Prevención

La vacuna contra el neumococo es necesaria en personas con EPOC

  • Los especialistas extienden el consejo a fumadores con enfermedad respiratoria.

"Vacunarse con la vacuna antineumocócica conjugada trecevalente es una recomendación fundamental para prevenir la enfermedad neumocócica en las personas adultas con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), además de abandonar lo antes posible el hábito tabáquico y recibir la vacuna antigripal", ha señalado la doctora Rosario Menéndez, jefa de Servicio de Neumología del Hospital Universitario y Politécnico la Fe de Valencia, en su ponencia Vacunación antineumocócica en EPOC llevada a cabo durante las VIII Jornadas de Neumología celebradas del 8 al 10 de mayo en Ibiza.

Los pacientes con EPOC presentan daño en la vía aérea -alteración del epitelio- al tiempo que desarrollan una menor capacidad de respuesta inmunitaria local frente a cualquier infección. Por esta razón, tanto la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) como la guía española Gesepoc contemplan como principal recomendación para prevenir la enfermedad neumocócica (EN), "la inmunización sistemática con la vacuna antineumocócica conjugada trecevalente entre el colectivo de personas con EPOC", explica la doctora Menéndez, quien añade, además, que "todos los fumadores que padezcan alguna enfermedad respiratoria, independientemente de su edad e intensidad tabáquica, deben recibir este tratamiento preventivo", puesto que los fumadores, aunque no tengan enfermedad respiratoria, tienen cuatro veces más probabilidades de tener enfermedad neumocócica frente a la población no fumadora.

A la hora de profundizar en la estrategia de inmunización más conveniente para los pacientes con EPOC, la doctora Menéndez reconoce que "la ventaja fundamental de la vacuna antineumocócica conjugada trecevalente es que produce una mayor respuesta inmunológica frente a la vacuna polisacárida, incluso en las personas mayores de 70 años y, al mismo tiempo, induce un efecto memoria, lo que hace que no sea necesario tener que revacunar al paciente periódicamente para reforzar su protección". Ante una infección por Streptococcus pneumoniae en el organismo, las personas con enfermedad pulmonar obstructiva crónica tienen un mayor riesgo de evolucionar hacia una enfermedad neumocócica invasiva, es decir, con afectación en partes del cuerpo habitualmente estériles, como la sangre con producción de sepsis o el fluido espinal.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios