Apagón por las deudas

  • Aumenta la presión con cortes de luz selectivos contra ayuntamientos con facturas sin pagar durante tres meses · A Los Palacios, Palomares y Morón podrían sumarse La Puebla y Osuna.

Comentarios 5

El impago de las facturas de luz se ha disparado en los últimos meses en decenas de ayuntamientos de la provincia de Sevilla asfixiados por las deudas, aunque pocos lo confiesan abiertamente. Para solventarlo, la suministradora Endesa está presionando con apagones selectivos en instalaciones municipales consideradas "no esenciales" tales como bibliotecas, casas consistoriales y sedes municipales. Los colegios públicos se incluían en esta lista hasta que arreciaron las protestas por los cortes de luz intencionados en un colegio de Palomares del Río.

Endesa rechaza informar a la prensa sobre los cortes por impago pero, según ha podido saber este periódico, ha intensificado los apagones selectivos contra ayuntamientos morosos con deudas que sobrepasan los tres meses. Aparte de Palomares, Los Palacios y Morón de la Frontera han sufrido ya estos cortes. Osuna y La Puebla del Río están al borde de sufrirlos por su elevada deuda eléctrica.

Antes de efectuar los cortes las partes intentan durante semanas la negociación y hay avisos previos. Hasta el momento se sabe que esa presión está dando sus frutos en la mayor parte de los casos, salvo excepciones imposibles. El alumbrado público, las comisarías de Policía y los centros de salud no se tocan por ser "servicios esenciales".

Según algunos ayuntamientos consultados, la empresa considera razonable dar el mismo trato a una administración local que a un particular que no paga. Más que el impago de facturas atrasadas, algo habitual en los ayuntamientos desde la falta de ingresos urbanísticos y la crisis, la novedad es que la compañía no admite cargar con esta deuda tanto tiempo.

En Los Palacios, el Ayuntamiento está sufriendo cortes puntuales de suministro eléctrico, el último el viernes 4 de febrero en el edificio de la Casa Consistorial, en la Plaza de Andalucía, desde las ocho de la mañana hasta las doce del mediodía. Desde instancias municipales niegan el problema, en cambio el candidato del PP a la Alcaldía, Antonio Romero, asegura que desde hace meses hay cortes puntuales como en la Biblioteca y en el Pabellón Deportivo por la deuda que el Ayuntamiento mantiene con los proveedores, entre ellos a Endesa, quien, a través de esos cortes, está haciendo llamadas de atención para que el Consistorio pague, constata Romero. El edil añade que, según documentos del Consistorio, a 31 de diciembre de 2009 el Ayuntamiento y la sociedad municipal Idelpa S.L. mantienen una deuda de 35 millones con los proveedores y de 70 millones incluida la deuda con las entidades financieras.

En Morón de la Frontera, el portavoz de la oposición, el socialista Juan Manuel Rodríguez, explica que hace un mes Endesa dejó sin luz la Biblioteca Municipal por los impagos del Ayuntamiento. Recientemente, el municipio sufre cortes "reiterados y constantes", sobre todo en el centro, pero esta vez asegura que los apagones se deben a fallos en la distrubución de la red. "Los comerciantes están hartos de protestar. En un sólo día sufrimos hasta 10 cortes", apunta Rodríguez, quien critica que el Consistorio "no nos facilita la información sobre la deuda que puedan tener contraída con Endesa". Fuentes del Ayuntamiento de Morón aseguran que los últimos cortes se deben "a los temporales y a averías en la red eléctrica".

Al borde de los cortes por su elevada deuda con Endesa figuran Osuna y La Puebla del Río. El primer teniente de alcalde, Juan Antonio Jiménez (PSOE), cifra en 100.000 euros la deuda que el Ayuntamiento ursaonense tiene con Endesa. A pesar de todo, tanto el gobierno local como la oposición aseguran que aún no han sufrido apagones intencionados de la compañía eléctrica. Según Jiménez, desde 2009 entró en vigor en el municipio el Plan de Inversiones de Alumbrado "se llevaron a cabo mejoras en la red, gracias a las que en 2010 ahorramos un 25% en la factura de la luz de todo el municipio". Osuna está intentando que la deuda con Endesa se reduzca a base de sustituir lámparas de yodo por unas de flúor en algunas calles. "Además, estamos probando unas nuevas farolas con luces lead que nos permitirían ahorrar hasya un 50%", comenta Jiménez, quien reconoce que esto supondría "un coste adicional al tener que instalar nuevas farolas, más bajas y a más distancia".

En La Puebla del Río, la deuda con Endesa asciende a 60.000 euros, afirma el candidato del PP a la Alcaldía del municipio, Rafael Pineda, quien describe la situación del Ayuntamiento de "asfixiante". "Aún no hemos sufrido ningún corte intencionado por parte de Endesa pero seguro que sucede a lo largo del año porque la situación es de quiebra", explica. El edil del PP asegura que el Ayuntamiento no ha tomado en ningún momento medidas para ahorrar, aunque últimamente se ve que "la intensidad de las farolas en algunas calles ha bajado bastante", reconoce. Según Pineda, el Consistorio no tiene liquidez y su deuda es de más de 5 millones de euros con proveedores, Policía Local, personal del Ayuntamiento, etcétera.

En Burguillos, a salvo de los apagones de momento por su compromiso de pagar cada tres meses, el Ayutamiento confirma que "Endesa está exigiendo ahora mucho y permite menos demora en el pago. Presiona con cortes". Según Antonio Santos (PSOE), primer teniente de alcalde y responsable de Economía, Hacienda y Regimen Interior, no han sufrido cortes por impago porque cumplen rigurosamente y no acumulan facturas fuera de este plazo (ya han liquidado las de 2010, asegura).

De momento, los cortes de luz de Burguillos son por otras incidencias. Se dan en la nueva zona residencial de Las Cardonas (700 vecinos) por la provisionalidad de un enganche que debe solucionarse a finales de la semana que viene con una instalación definitiva para cuatro manzanas y, 15 días después, para las otras tres, según el compromiso adquirido ayer por la empresa con la alcaldesa Mariana Pérez (PSOE).

En Alcalá de Guadaíra, los cortes de luz de los últimos meses (calles Molino de la Tapada, Santander, etcétera) también se achacan a incidencias técnicas, pero hasta el verano pasado había deudas con Endesa que se supone están ya pagadas. El PP del Ayuntamiento alcalareño asegura que desde noviembre se registran cortes de luz en muchas zonas del municipio por la falta de capacidad de los transformadores en relación a la población que no ha parado de crecer. El PP dice que lleva desde 1994 pidiendo más de cuatro transformadores más "porque se veía venir esto".

En El Castillo de las Guardas, fuentes municipales se quejan de que llevan varias semanas sufriendo apagones a diario por incidencias en la red. "Al estar en zona rural, las infraestructuras no son las más idóneas y últimamente hemos sufrido apagones de cinco y seis horas. En algunas aldeas de la zona se han llevado hasta varios días enteros sin luz", lamentan.

En El Rubio han sufrido apagones en los últimos meses por problemas con la red eléctrica, pero el Consistorio asegura que la deuda con Endesa es "inexistente".

más noticias de SEVILLA Ir a la sección Sevilla »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios