El PSOE denuncia que Zoido retiene en el "cajón" facturas por 118 millones

  • Juan Espadas interpreta un informe de Intervención como prueba del "engaño" de un gobierno que ha hecho del pago a proveedores uno de sus principales logros en la gestión

 El PSOE denuncia que Zoido retiene en el "cajón" facturas por 118 millones

Juan Espadas interpreta un informe de Intervención como prueba del "engaño" de un gobierno que ha hecho del pago a proveedores uno de sus principales logros en la gestión

El grupo socialista en el Ayuntamiento denuncia que el gobierno local retiene facturas "en el cajón" pendientes de pago por 118 millones de euros, para lo cual se basa en un informe de la Intervención General que refleja -sin realizar valoraciones- datos acerca del cumplimiento ordinario del denominado Plan de Ajuste al que se acogió el Ayuntamiento para obtener financiación y garantizar el pago a proveedores. El líder de la oposición, Juan Espadas, interpreta el contenido de este informe como la prueba del "engaño" de un gobierno local que ha hecho del pago a los proveedores una de sus medidas de impulso indirecto a la generación y mantenimiento del empleo. El PSOE asegura que el Ayuntamiento de Sevilla ha pasado de pagar en un período de media de 56,91 días con el anterior gobierno a hacerlo ahora en 83 días, cuando la legislación aplicable en 2012 fijaba en 40 días el período máximo para saldar las deudas. "Nos engañan con contudencia. Hay una desviacion del 130,55%. Pero, mientras, nos tumban las propuestas que llevamos al Pleno para fomentar el empleo".

El portavoz socialista destacó que el ejecutivo local adquirió el compromiso de pago en 36 días en 2012 (cuatro días menos que el tope legal) y de 27 días en 2013. Espadas admitió que hay tres entidades del Ayuntamiento que pagan en el plazo estipulado, como son Emasesa, la Agencia Tributaria y el Patronato del Real Alcázar. "Son la prueba de que se pueden cumplir los períodos de plazo".

Y criticó con dureza que el Instituto Municipal de Deportes pague en 171 días, el Consorcio de Turismo en 165, Tussam en 195 días, Lipasam en 100 días, la Gerencia de Urbanismo en 98,2 días y el Instituto para la Cultura y las Artes Escénicas (ICAS) en 95.

Espadas endureció el tono de su crítica política cuando en varias ocasiones aludió a que el PP tiene facturas "en los cajones", usando la misma expresión que Zoido empleó para denunciar la cantidad de facturas pendientes de pago que se encontró tras tomar posesión del gobierno.

El líder de la oposición precisó que de los 118 millones de euros pendientes de pago, un total de 43,8 son de facturas aún no reconocidas, de los que 29,2 son del Ayuntamiento y 10,6 de la Gerencia de Urbanismo.

Espadas puso el ejemplo de Lipasam, "que tarda en pagar una media de cien días, pero presta tres millones a Tussam, por lo que el Ayuntamiento opta por refinanciarse en vez de pagar a tiempo". Y se refirió a una de las promesas electorales del PP: "Nos dijeron que la clave de la economía local y de la gestión de gobierno era el pago a proveedores. Tenemos un Ayuntamiento encorsetado por el Plan de Ajuste de dudoso beneficio, que está siendo un corsé que no nos deja respirar. Este gobierno paga peor que antes y oculta su gestión ineficiente. Incumple con sus iniciativas políticas. Las facturas pendientes de pago son de Zoido, no del anterior gobierno. Y son fruto de la mala gestión".

Criticó también que el gobierno tega pendientes tantos pagos al mismo tiempo que ingresa partidas en el banco que le generan intereses, como se puso de manifiesto recientemente en una operación de tesorería.

El Plan de Ajuste asociado se tradujo en aspectos como una subida general y anual del 3% en las tasas y precios públicos durante todos los años de duración de este plan, así como reducciones salariales en las plantillas de Tussam, Lipasam y el personal laboral del IMD. El plan, además, incluye el principio de la tasa cero de reposición de efectivos salvo en servicios esenciales y la disolución de las sociedades municipales Sevilla Global y De Sevilla Uno Digital TV, ambas ya conducidas a su liquidación con los consiguientes despidos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios