Una empresa privada cubre la falta de personal en las bibliotecas

  • Los siete contratados cobran poco más de 500 euros al mes, denuncia CCOO.

Comentarios 20

La sección sindical de CCOO del Ayuntamiento culpó ayer al alcalde de Sevilla de incumplir su palabra de no privatizar servicios públicos que están encomendados a funcionarios, concretamente en la Red Municipal de Bibliotecas, donde ha entrado recientemente una empresa privada a realizar el trabajo propio del personal bibliotecario municipal.

Según el sindicato, son siete las personas contratadas por la empresa privada que trabajan en las distintas bibliotecas municipales. Y añade que la empresa ha sido designada a dedo y que cada trabajador cobra un sueldo ligeramente superior a 500 euros al mes por realizar tareas de personal bibliotecario.

CCOO se pregunta cuánto dinero se lleva la empresa por hacer de intermediaria y añade que en 2012 la delegación de Cultura pretende aumentar en cinco bibliotecarios el personal que colocaría la empresa privada por trabajar en el Ayuntamiento.

La normativa de bibliotecas establece que la Red Municipal de Bibliotecas debe tener personal funcionario, según indica su Plan Director y los estatutos que rigen el Instituto de la Cultura y las Artes de Sevilla. Esa red, que cuenta con 14 bibliotecas, se aprobó en el Pleno de noviembre de 2004.

El gobierno municipal respondió ayer a esta denuncia. La concejal delegada de Cultura del Ayuntamiento de Sevilla, María del Mar Sánchez Estrella (PP), alegó que la tasa de reposición, determinada por la Ley de Presupuestos Generales del Estado, "no permite contratar a más gente en nómina" en 2011, "y para poder rellenar los huecos de las bibliotecas sevillanas que han abierto sin personal se ha tenido que contratar, por urgencia, a una empresa que subcontrate personal, para evitar su cierre", dijo en declaraciones a Europa Press.

"No vamos a permitir que se cierren las bibliotecas, y ésta era la manera más rápida de que eso no sucediese", agregó. Sánchez Estrella explicó que el objetivo es continuar con el servicio "después de que en la legislatura anterior se abrieran bibliotecas sin personal, como en el caso de la Biblioteca Felipe González Márquez", situada en Torneo.

Según la delegada, esta situación se mantendrá "hasta que se vuelva a renegociar el tema de cara a 2012". El Instituto de la Cultura y de las Artes de Sevilla (ICAS) "está en negociaciones con Recursos Humanos para ver cuál es el personal necesario en las bibliotecas para suplirlo tirando de la bolsa de trabajo".

La sección sindical de CCOO denuncia que las bolsas de trabajo con personas seleccionadas con criterios de igualdad, mérito y capacidad "no están siendo utilizadas por esta Corporación Municipal con la consiguiente burla de una convocatoria pública que se realizó en su momento. A la vez que el Ayuntamiento ignora estas bolsas, se contrata a una empresa privada para colocar personal bibliotecario en la Red Municipal de Bibliotecas, lamentan.

Para CCOO, "lo más grave es que la empresa intermediaria de personal está cobrando de los recursos económicos que tiene la Red de Bibliotecas para inversiones como la compra de libros, ordenadores, actividades culturales, mobiliario, etcétera, causándole un perjuicio al ciudadano, que no recibe un buen servicio público".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios