El máster de igualdad no atrae a los hombres

  • Sólo el 10% de las plazas de la titulación son ocupadas por varones.

Comentarios 5

Una de las actuaciones más destacadas de la Unidad para la Igualdad de la Universidad de Sevilla ha sido la creación del Máster Universitario de Estudios de Género y Desarrollo Profesional, con el que se pretende, según la directora del organismo, Isabel Vázquez Bermúdez, la formación especializada de profesionales de alto nivel "capaces de asumir tareas relevantes en la gestión, dirección y planificación de la promoción de la igualdad de oportunidades en actividades, instituciones públicas y privadas, empresas y otras entidades".

Asimismo, el máster pretende la formación de personas expertas orientadas a la investigación y el desarrollo de conocimientos en el campo de los estudios de las mujeres en las diferentes áreas científicas. En resumen, lo que se persigue con esta titulación es que las cuestiones y prácticas de igualdad no sean meros impulsos, sino que tengan una base científica y académica.

El máster, que ha cumplido este curso su tercer aniversario, deja en evidencia la falta de interés que muchas veces tienen los hombres por las cuestiones de género. De las 30 plazas que se ofertan, sólo un 10% son ocupadas por hombres, mientras que las mujeres suponen el 90%. Pese a esto, según Isabel Vázquez Bermúdez, "la demanda de cada año ha superado con creces la oferta".

La titulación cuenta con 34 profesores de la Universidad de Sevilla pertenecientes a 21 departamentos, así como profesores externos de "máximo nivel". "Cabe citar a Shirin Ebadi, premio Nobel de la Paz, docente del máster y madrina de la primera promoción del curso 2009-2010", asegura la directora de la Unidad para la Igualdad.

Como buen máster que se precie, se ha cuidado con esmero su vertiente práctica. Las prácticas obligatorias del curso se realizan en empresas, asociaciones e instituciones (ayuntamientos, consejería de Salud, Consejería de educación, etcétera) "en las que, además de completar su formación académica, se facilita el desarrollo y la inserción profesional del alumnado", afirma Vázquez Bermúdez. La directora también indica que este máster pretende garantizar que "los egresados y las egresadas" puedan desarrollar tareas como responsables de políticas públicas de igualdad y en el campo de la enseñanza. Asimismo, intenta proporcionar a la sociedad profesionales de organismos de igualdad a nivel nacional, autonómico y municipal, "profesionales que desempeñen su trabajo en centros de documentación sobre Mujeres o como agentes de igualdad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios