La caída de un panel en el puente del Centenario colapsa la SE-30

  • El impacto de un camión contra la pieza provoca un accidente con dos heridos leves y retenciones importantes en la ronda y en el interior del casco urbano

La caída de un panel informativo en el puente del Centenario colapsó la ronda de circunvalación SE-30 a la hora en que esta carretera soporta una mayor densidad de tráfico: las ocho de la mañana. La parte superior de un camión impactó contra la pieza situada sobre la vía. La estructura se desplomó instantes después sobre un turismo, hiriendo a sus dos ocupantes, un hombre de 32 años y una mujer de 31 que fueron trasladados al Hospital Virgen del Rocío con contusiones leves.

El incidente provocó que la Guardia Civil cortara los tres carriles (dos más el reversible) de la ronda en sentido Huelva y desviara el tráfico por el interior de la ciudad, hacia la avenida de la Raza y la avenida de la Palmera. Ambas vías se colapsaron pronto y se generó pronto un atasco que afectó a todos los conductores que pretendían acceder a Sevilla por Bellavista y Dos Hermanas, a los que bajaban de municipios como Mairena del Aljarafe o San Juan de Aznalfarache y a los que ya estaban dentro de la capital. Influyó también que ayer era el primer día de vigencia del plan especial de tráfico de Navidad, que consiste en el cierre del centro histórico de Sevilla a todos los vehículos privados (salvo residentes y carga y descarga) entre las nueve de la mañana y las diez de la noche.

En la SE-30 el atasco no alcanzó proporciones desmesuradas, como sí ocurre otras veces en las que se registra algún accidente o cuando llueve. Las cifras oficiales de la Dirección General de Tráfico indicaban que la retención fue de cinco kilómetros en cada sentido de la autovía de circunvalación. El accidente ocurrió a las ocho menos cinco de la mañana. Media hora después ya se habían abierto dos carriles y a las nueve y diez minutos se restableció la normalidad. Sin embargo, los atascos se mantuvieron hasta bien entrada la mañana, sobre todo en el sentido Huelva, dado el volumen de vehículos que soporta esta carretera, muchos de ellos pesados.

La situación se complicó a lo largo de la jornada porque se registraron colisiones por alcance entre los coches que se encontraban retenidos en el puente y sus inmediaciones, lo que a su vez provocó más retrasos para volver a la normalidad. Este fenómeno se produce con cierta frecuencia en este punto de la SE-30 cada vez que hay algún atasco. Tiene su explicación: los carriles del Puente del Centenario son especialmente estrechos, no hay arcenes y el vial reversible genera cierta confusión.

Los conductores se ven obligados en muchas ocasiones a reducir la velocidad de manera brusca antes de entrar en la pasarela y cualquier mínimo desplazamiento lateral acaba por provocar un accidente en el que a veces se pueden ver implicados varios vehículos. El puente del Centenario es además uno de los puntos negros de las carreteras sevillanas en los que se producen más colisiones. Pese a su largo historial de accidentes, la Dirección General de Tráfico ha conseguido en los últimos meses reducir la mortalidad en esta pasarela con la instalación de cámaras y radares de control de velocidad en los arcos del puente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios