Transporte público Balance del servicio del taxi tras la subida de tarifas aprobada por el Ayuntamiento

El plus de 1,90 euros y la situación de la economía triplican los taxis de noche

  • Las patronales mayoritarias aseguran que los fines de semana salen a la calle 1.000 coches, muchos más de los 300 que lo hacían antes · La recesión también anima a más profesionales a trabajar en horario nocturno

Comentarios 11

La eterno problema de la falta de taxis por la noche en Sevilla parece que se ha solucionado con el suplemento de 1,90 euros que se cobra a los clientes desde enero de este año las noches del fin de semana por decisión del Ayuntamiento de Sevilla. Las patronales mayoritarias del sector (Unión Sevillana del Taxi y Solidaridad del Taxi) constatan que esta compensación económica ha incentivado a más compañeros a trabajar por la noche y que los fines de semana hay 1.000 taxis en la calle, lo que significa que se ha triplicado la cifra de vehículos (300) que venía dando servicio nocturno a esta hora en la capital andaluza.

Según Fernando Morales, de la Unión Sevillana, el inconveniente ahora es que, con lo cara que se ha puesto la vida, los sevillanos también gastan menos dinero en taxi debido a la crisis económica y, por tanto, el negocio reporta menos ganancias. "Hay compañeros que no hacen dinero de día y se creen que de noche lo harán. Estamos que nos pegamos bocados por coger a un cliente. En teoría debe haber 600 coches en la calle por la noche, pero en la práctica la cifra alcanza los 1.000", relata Morales, para quien la mejor prueba de que hay taxis de sobra se vio en la Plaza de Cuba el sábado pasado, cuando en plena noche los vehículos se acumulaban en doble fila en la parada.

La abundancia de taxis de este servicio público gestionado en concesión beneficia a los ciudadanos pero, según los taxistas, perjudica al bolsillo del sector. Enrique Filgueras, de Solidaridad del Taxi, también opina que hay taxis de sobra por el suplemento de 1,90 euros, pero considera que existe un serio peligro de que ese incentivo tenga un efecto contrario al deseado. "Ahora se ven muchos pilotos verdes de noche, pero dejarán de salir por falta de negocio. Con una clientela más difícil en horas nocturnas y menos ingresos, habrá quien dentro de poco no quiera asumir esos riesgos", afirma Filgueras.

Este portavoz admite que la opción de ganar más por la noche ha llevado a muchos taxistas a salir a trabajar a estas horas, aunque denuncia que el Ayuntamiento de Sevilla sigue sin garantizar más seguridad ciudadana, como pedía el gremio. Según Filgueras, la clave para tranquilizar a los taxistas que se juegan la vida por la noche es que el Consistorio pusiera en marcha de una vez la emisora única y pública incluida en el plan de modernización del taxi aprobado por el Pleno municipal, un plan que el edil de Movilidad, Francisco Fernández (PSOE), ha sepultado en el cajón pese a que supondría incorporar otros 1.400 taxis de la ciudad al servicio de atención telefónica que sólo tienen los 800 vehículos de las emisoras privadas. "Si tuviéramos esa emisora única que organice la flota en función de los lugares con demanda de taxi, mejoraríamos el servicio en un 90 por ciento y ganaríamos en seguridad al taxista porque la emisora disuade", asegura Filgueras, quien lamenta los cientos de escritos que las patronales han enviado al Ayuntamiento pidiendo emisora única.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios