Un estudio relaciona una región cromosómica con el riesgo de sufrir cáncer pulmonar

  • Este descubrimiento abre una nueva vía de investigación para desarrollar elementos que bloqueen las sustancias que activan los receptores.

Especialistas del equipo médico del Instituto Catalán de Oncología (ICO) participan en el grupo de científicos de 18 países, dirigido por la Agencia Internacional para la Investigación en Cáncer (IARC) de Lyon (Francia), que ha elaborado el estudio y cuyas conclusiones se han presentado en la sede del ICO de L'Hospitalet.

El estudio, que publica la revista científica Nature, se ha elaborado a partir de datos de 11.000 pacientes, 4.000 de los cuales sufrían cáncer de pulmón y 7.000 no -cifras que se utilizan como "marcadores" para comparar los resultados-, y es uno de los más amplios redactados hasta ahora sobre esta enfermedad.

"Un estudio de estas características, tan detallado y con un amplio abanico de personas hubiese sido imposible hacerlo en un único centro", ha explicado hoy en rueda de prensa Antonio Agudo, especialista que ha participado en la elaboración del documento.

Según el estudio, variaciones genéticas en una región cromosómica pueden aumentar significativamente el riesgo de desarrollar este tipo de cáncer.

El investigador del ICO ha explicado que "se han medido unos 300.000 marcadores, que nos permiten tener una idea muy certera de la dotación genética de los pacientes, y hemos identificado que en la región del genoma localizada en el brazo largo del cromosoma 15 hay una concentración de marcadores que se da en los pacientes con cáncer de pulmón".

Según Agudo, en esta región hay tres genes que codifican las proteínas que forman el receptor de sustancias como la nicotina, pero que únicamente se dan en casos de cáncer de pulmón, y no de laringe o faringe, también relacionados con el hábito de fumar.

"Como consecuencia se deduce que estos marcadores únicamente identifican un mayor riesgo de sufrir cáncer de pulmón", ha dicho Antonio Agudo.

El tumor de pulmón es la principal causa de muerte por cáncer en el mundo, con más de un millón de casos diagnosticados cada año. Aproximadamente, el 80% de los cánceres de pulmón son consecuencia del humo del tabaco, y el resto procede de causas ocupacionales y atmosféricas.

Agudo ha destacado que "el tratamiento en este caso de cáncer no es tan efectivo como en otros casos de tumor. Sólo el 15% de los pacientes sobrevive a los 5 años".

El científico del ICO ha apuntado que "este descubrimiento abre una nueva vía de investigación para desarrollar elementos que bloqueen las sustancias que activan a los receptores o bloquear al receptor para retardar el desarrollo de las células tumorales".

Una persona con esta modificación genética tiene un 30% más de riesgo de sufrir cáncer de pulmón, si bien, en cualquier caso, Agudo ha subrayado que el peor enemigo del cáncer de pulmón sigue siendo el tabaco. "Alguien que ha fumado un paquete al día durante 15 años incrementa su riesgo de sufrir cáncer en un 1.500%", ha dicho Agudo.

El responsable del servicio de epidemiología del cáncer del ICO, Carlos Alberto González, ha destacado que "este estudio viene a corroborar una vez más la sólida y evidente relación que existe entre el cáncer de pulmón y el tabaco", y ha añadido que la mejor prevención en este sentido es dejar de fumar o no empezar a fumar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios